Brasil: Protesta contra transnacionales criminales reune 2 mil en San Pablo

5 de setiembre de 2013

cartaz-encontro-nacional-mab-2013-1200pxAproximadamente dos mil personas del Movimiento de Afectados por Represas (MAB en sus siglas en portugués) y jóvenes del Levante Popular de la Juventud hicieron una manifestación frente a las sedes de las empresas Siemens y Alstom, sobre la avenida Marginal Tietê, en el barrio de Lapa de San Pablo, este martes cuatro de setiembre por la mañana.

Hay denuncias que indican que esas empresas montaron un esquema de corrupción para ganar fraudulentamente licitaciones de obras, reformas y provisión de equipos para el sistema de metro y trenes de San Pablo.

En ese esquema, que se conoció como “sobornódromo tucano”, en referencia a los miembros del PSDB, las empresas arreglaban los resultados de las disputas y, gracias a la intervención de políticos del PSDB, subían los precios de los servicios, aumentando los gastos del Estado para lavar dinero que se les pasaba a esos intermediarios.

“Las empresas corruptas en las obras del metro tienen nombre: Asltom y Siemens. Esas empresas se sostienen en un modelo corrupto. Los recursos públicos desviados deben ser destinados a mejorar el transporte público del pueblo”, dijo Robson Formica, dirigente del MAB.

Por su parte, el dirigente del Levante Popular de la Juventud, Thiago Pará Wender, dijo que es necesario “arreglar las cuentas con las empresas corruptas que están siempre invisibles en los escándalos de corrupción. Siemens y Alstom tienen que ser investigadas y condenadas, además de los políticos del PSDB. No podemos admitir que la población sufra todos los días por la falta de calidad y cobertura del sistema de transporte público, mientras empresas extranjeras desvían recursos”.

Los manifestantes realizaron una marcha por la Marginal Tieté y llevaron acabo intervenciones frente a las empresas. Los jóvenes entonaron cantos denunciando la corrupción tucana; se realizó una pintada frente a la sede del grupo francés Alstom, denunciando que es una “empresa corruptora”.

Los jóvenes también rebautizaron la calle Werner Siemens con el nombre de 12 de enero de 2007, fecha del desmoronamiento del cantero de obras de la expansión la línea amarilla del metro de San Pablo, que dejó decenas de heridos a las márgenes de la Marginal Pinheiros. Frente a la sede de la Siemens hubo también un homenaje a los siete muertos en el desmoronamiento. El nombre de cada uno de ellos fue saludado por los manifestantes y se colocó una cruz por cada uno de ellos frente a la empresa alemana.

Pará agregó que “estas empresas eran responsables por las obras de la línea amarilla y tienen culpa en la muerte de estos trabajadores, que son un símbolo de la falta de respeto hacia el pueblo brasilero”. Y concluyó diciendo que “es necesario hacer justicia. Mientras no haya justicia, habrá escrache popular”.

Cartel de la energético

El MAB denunció que Alstom y Siemens, que también actúan en el área de energía, también están presentes en las obras de construcción de represas, en especial en la provisión de equipos y turbinas. La carta de un ex ejecutivo de la multinacional que condujo las investigaciones sobre irregularidades cometidas por la empresa en el sistema metroferroviario, también cita prácticas ilícitas en el sector de energía.

Las investigaciones de violaciones a la competencia en el sector energético están siendo conducidas por el Cade (Consejo Administrativo de Defensa Económica). Alstom, por ejemplo, provee turbinas para Belo Monte y firmó con la Norte Energía un contrato de R$ 3.500 millones. La empresa ya entregó más de cien turbinas y generadores para hidroeléctricas en Brasil.

Ante este hecho, Formica alertó que “estas empresas violan los derechos de los pueblos afectados” y que van “a denunciar y a exigir de estas empresas todo lo que le hayan causado a esas poblaciones. (Las empresas) Nunca van a estar interesadas, ni comprometidas en resolver los intereses del pueblo brasilero”.

Posted in Uncategorized