Declaración final del Campamento Nacional de los jovenes sobre la Soberanía Alimentaria

Haiti – Papaye 6 de agosto del 2022

Nosotros 233 delegados de jóvenes (muchachas y muchachos) que han salido de los 10 departamentos geográficos del país, se han juntado en el Centro Nacional de Capacitación de Cuadros Campesinos « LAKAY » en el Sede de MPP / Papaye para participar en el XVII Campamento Nacional de la Soberanía Alimentaria  que coordina MPP cada año. Nosotros, como miembros de las organizaciones campesinas que estamos dentro de CLOC- Vía Campesina en Haití (MPP, MPNKP, TK) y otras organizaciones sindicales, obreras, estudiantiles, populares y campesinas afrontamos peligros cruzando las carreteras nacionales donde los banditos y secuestradores matan y maltratan todos los viajeros. El Gran Sur del país está bloqueado desde hace más dos años. Ahora todo el país se controla por las bandas que hacen lo que quieran con la complejidad de las autoridades estatales.

El campamento de la soberanía alimentaria de este año se ha desarrollado bajo el tema: Jóvenes comprometidos en la construcción de una Haití socialista. Se trata de un socialismo que se basa sobre la civilización de los campesinos donde trabajan conjuntamente, donde los alimentos no pertenecen a nadie, donde el problema de uno es el problema de todos los demás, donde uno se conmueve y el otro lo siente. Por supuesto la civilización de los campesinos se basa sobre la solidaridad y el intercambio. El sistema capitalista quiere eliminar la sociedad fundada sobre la solidaridad para sustituirla por egoísta, donde cada uno se preocupa de sus asuntos, donde la ley del más fuerte predomina.

Nosotros los jóvenes que hemos participado en este campamento, nos comprometemos a trabajar con las demás organizaciones de jóvenes del país para construir un Haití soberano, un Haití solidario, un Haití donde la explotación y la dominación del ser humano se acabará. Durante los días que pasamos en el campamento, trabajamos y reflexionamos sobre varios temas tales como: Análisis de la coyuntura política nacional e internacional, la agricultura campesina agroecológica, el cambio climático, la organización juvenil, el compromiso político de los jóvenes, soberanía alimentaria, las enfermedades cardiometabólicas, las infecciones sexualmente transmitibles, otra manera de manejar la salud. Hemos hecho muchas prácticas agroecológicas. Este montón de reflexiones nos permiten observar y concluir lo siguiente:

CONSTATAMOS:

1.- En Haití no hay un gobierno que administra los recursos del país al beneficio de la población. Las bandas criminales dirigen el país a su gusto. Los gobiernos de PHTK son saqueadores, criminales que saquean el país, que conspiran para vender el país. El gobierno de Ariel se une con las pandillas criminales porque ellas le ayudan conjuntamente con los Estados Unidos a mantenerse al poder.

2.- La población se asfixia de la carestía de la vida; la tasa de la inflación sube muy alto, la moneda haitiana (gourdes) se devalúa totalmente. Nunca ha sido devaluada a un tal nivel con respecto al dólar estadounidense. La población enfrenta el secuestro, la masacre, la crisis de combustible planificada; la crisis política empeora cada día más. En este sentido, esta situación crea el miedo necesario para bloquear la movilización popular. PHTK se mantiene al poder por el miedo.

3.- La cuestión de charla, la cuestión de negociación de que habla Ariel Henry y sus esbirros (sus verdugos), va en atraso, una mentira para que PHTK y sus aliados se mantengan al poder lo tarde posible para forzar el país a aceptar el proyecto de “Core Group” que es adoptar una constitución demagógica que eliminará el Senado, la manera anticipada para dar a un presidente doble el derecho de firmar contratos para regalar los recursos naturales del país a los multinacionales de los países imperialistas.

4.- La producción de alimentos locales se está desapareciendo con este Estado sometido que abandona la agricultura campesina para facilitar que la política neoliberal elimina la producción de alimentos nacionales. Quieren eliminar la clase campesina para apoderarse de las tierras agrícolas para crear zonas francas agroindustriales, para acaparar las tierras y explotar las minas, para crear zonas francas turísticas donde van a explotar servilmente los obreros y obreras.

5.- Los jóvenes son obligados a dejar el campo para ir a la ciudad, dejar su país para ir en República Dominicana, Chile, Brasil y otros países del mundo. Muchos de ellos intentan clandestinamente ir a los Estados Unidos que consideran como paraíso; muchos propietarios de empresas económicas  son obligados de ir a la República Dominicana, muchos jóvenes profesionales son obligados dejar el país debido al desempleo, además los masacran,  los secuestran en el camino.

NOS COMPROMETEMOS A:

1.- Sensibilizar a los jóvenes para que puedan entender que deben organizarse, tienen que comprometerse en las organizaciones sociales y políticas que pelean para cambiar el sistema capitalista.

2.- Sensibilizar a los campesinos para comprometerse en el desarrollo de la agricultura campesina agroecológica como ejemplo de agricultura que puede producir alimentos sanos para alimentar Haití, alimentar todos los demás países, pues enfriar el planeta frente al calentamiento global que inicia el sistema capitalista para ganar miles y millones cada día, aunque arriesgan la vida. La agricultura industrial y la cadena de producción, transformación, transporte, almacenamiento que resultan a la emisión de la mayoría de gas de efecto invernadero que provoca el calentamiento del clima.

3.- Sensibilizar a los jóvenes para que se comprometan conjuntamente con los campesinos, con los obreros a desarrollar actividades de la economía social y solidaria como alternativa a la economía capitalista.

EXIGIMOS:

1.- la renuncia más pronta posible de Ariel Henry y su gobierno porque son inútiles para la población. Estamos cansados de ellos.

2.- La movilización de los jóvenes, los campesinos, los obreros, tanto las mujeres del medio rural como las del medio urbano para forzar el poder de PHTK quitarse la rodilla sobre el cuello del pueblo haitiano. Sí debemos levantarnos, unirnos para frenar el secuestro, masacre, inseguridad generalizada, esta hambre terrible, el saqueo de los recursos del país.

Le invitamos a todo el mundo que sufre de unirse, concentrarse las fuerzas para liberar el país bajo este régimen sanguinario, corrupto de Ariel Henry.

ORGANIZACION O MUERTE

Las firmas de los representantes de las organizaciones que participaban del campamento:

Alexis Dachemy       MPP

Ricot  Derisma    MPNKP

Fleurilus Basenet   Tèt Kole

Petit Frère Requel.    KWOS

Clerger Felixon.      CNOHA

Nazulus Sergeline    PAPDA

Jean Louis Alexandra Rica PRODESE

Clifford Lubin             KAY LA

Exantus Elodie.           PLAODDAA

Erline Joseph              KORENIP

Barthelemy Géralson   MPA Saint Louis Jameson Eugène MPB

La Vía Campesina a sus 30 años: “Estamos bien organizados y acumulando fuerza”

En Managua, Nicaragua, la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC) y La Vía Campesina celebraron durante las fechas 22-28 de abril de 2022, una serie de reuniones y actividades en marco de los 30 años desde el nacimiento de La Vía Campesina.

Durante este encuentro, nos sentamos con el compañero Nico Verhagen, de la Secretaría Operativa Internacional de La Vía Campesina, que ha acompañado este proceso como parte del equipo técnico desde la fundación hace 30 años.

¿Por qué estamos en Managua?

Estamos aquí celebrando el proceso de los 30 años de Vía Campesina y mirando atrás cuando en 1992 fue la primera vez que nos encontramos los campesinos, para  pensar el movimiento Vía Campesina. No existía un movimiento internacional. Estaba un contexto muy difícil como la organización de las políticas agrarias, los mercados, como las políticas neoliberales que se pusieron adelante. También habían implementado los programas de ajuste estructural, entonces, con las negociaciones de la OMC fue realmente necesario tener una voz campesina internacional. 

Por eso, en Managua 1992 se tomó la iniciativa para pensar en este movimiento internacional y lanzar una primera declaración y también el compromiso de encontrarse otra vez en Mons en el 1993 donde efectivamente se creó  formalmente La Vía Campesina como movimiento campesino internacional con ahora 182 organizaciones, 81 países. Significa que hemos crecido muy rápidamente de 60 organizaciones en el 93 hasta 183 organizaciones ahora en 2022. También ahora tenemos 9 regiones y estamos integrando la décima región ARNA, África del Norte y la Región Arabe. Y también tenemos por ejemplo 7 colectivos de trabajo con varios temas que manejan toda la agenda de La Vía Campesina como la Reforma Agraria, Los Mercados, Derechos Campesinos, Tierra, Semillas, Agroecología, etc.

Lanzamiento del concepto de la Soberanía Alimentaria

Pero si volvemos al 1993, después de la conferencia de Mons, se encontraban otra vez en 96 en Tlaxcala, México,  para la Segunda Conferencia donde también se definió el concepto, la visión de Soberanía Alimentaria. Fue bastante innovador porque en estos tiempos solamente había la política de liberalización de los mercados y las políticas de privatización. No había otra alternativa. La Vía Campesina trajo otra alternativa que se lanzó después en la Cumbre Alimentaria en Roma en noviembre del 1996 y eso realmente marcó otro rumbo en los debates. En los debates de políticas agrarias a nivel global, eso fue un momento realmente importante de cambio que nos ha sacado solamente de pensar en la liberalización de los mercados, la OMC, etc, hacia otro modelo posible que fue la Soberanía Alimentaria.

Integración de las mujeres y jóvenes a los eventos internacionales 

Después vamos al 2000 donde hicimos la Tercera Conferencia de La Vía Campesina y la Primera Asamblea de Mujeres que fue un momento muy importante. En 2004 en Brasil la Primera Asamblea de jóvenes marcó un momento muy importante. Se empezó a integrar muy activamente las mujeres, los jóvenes en los procesos de La Vía Campesina, y en todos los procesos, en la CCI, en las regiones, en los colectivos de trabajo, también en los eventos. Por ejemplo, los grandes eventos internacionales, también tuvimos siempre un delegación de toda la gente presente que participaba en La Vía Campesina y también un encuentro para los jóvenes y de las mujeres, para prepararse después para el debate de plenaria y así también realmente articulamos estrategias, por ejemplo en Roma, en otros lugares integrando las voces campesinas de las mujeres y los jóvenes.

Reforma Agraria y Derechos Campesinos en agenda internacional 

El siguiente evento importante podemos decir que fue la conferencia sobre la Reforma Agraria y el Desarrollo rural en Puerto Alegre porque, fue la primera vez después de muchos años que se puso en la agenda internacional otra vez el tema de tierra. El tema de tierra no estaba en la agenda internacional, el tema de Reforma Agraria. Se fue a poner ese punto otra vez en la agenda de la FAO, de la FIDA, de la ONU. Eso fue un logro importante que fue impulsado por la presencia de La Vía Campesina. Después de esa conferencia en Porto Alegre en 2006 se empezó una reforma del Comité de Seguridad Alimentaria (CSA) de la FAO en donde se negociaron  las directrices para el tema de la tierra. Fue importante en su momento para a nivel internacional hablar sobre políticas de tierra y sobre la reforma agraria.

Después aun más tarde se empezó a concretar la propuesta de Derechos Campesinos que fue ya iniciando, hablo de 2000-2003. Ya en 2008 se adopta la propuesta en la conferencia en Maputo en Mozambique, por La Vía Campesina y después se empezaba a trabajar de llevar la propuesta de la Declaración a las Naciones Unidas y al Consejo de Derechos Humanos. Efectivamente después de un trabajo de cabildeo muy complejo liderado por La Vía Campesina en los varios espacios nacionales e internacionales, logramos que los gobiernos la adoptaran efectivamente en diciembre de 2018. La Declaración para los Derechos Campesinos es ahora realmente un referente muy importante a nivel internacional que va a ser el inicio de muchos logros políticos a nivel nacional e internacional. Es otra victoria muy importante que quizás aun no nos damos cuenta cual va a ser su importancia. 

Las próximas tareas de La Vía Campesina

Ahora estamos después de 30 años analizando, celebrando esta historia. Estamos mirando qué pasos hemos hecho, porque los hemos hecho y qué formas podemos proyectarnos para los siguientes 30 años. Vamos a pensar en los procesos de Soberanía Alimentaria, cómo proyectar nuestras demandas claves en esta crisis de guerras, de hambre, de COVID, de pandemia. Va a ser una tarea de La Vía Campesina de realmente movilizarse con una agenda bien tajante, bien enfocada con algunas demandas claves para cambiar las políticas públicas, a nivel internacional y a nivel nacional. Yo creo que La Vía Campesina estamos bien organizados, estamos acumulando fuerza y estoy convencido que vamos a continuar este proceso por los siguientes 30 años. Vamos a imaginar las próximas victorias a celebrar en los siguientes 30 años. 

30 Años en Construcción de un Movimiento Único y Diverso 

En Managua, Nicaragua, la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC) y La Vía Campesina celebraron durante las fechas 22-28 de abril de 2022, una serie de reuniones y actividades en marco de los 30 años desde el nacimiento de La Vía Campesina.

Durante este encuentro, nos sentamos con la compañera Nury Martínez, Presidenta de la Federación Nacional Sindical Unitaria Agropecuaria (FENSUAGRO) de Colombia y Comité de Coordinación Internacional de La Vía Campesina, que nos contó un poco del camino organizativo de La Vía Campesina en estos 30 años. Compartimos sus palabras en saludo a los #30añosLVC y ante la realización del XXII Congreso de FENSUAGRO en Bogotá, Colombia del 25 al 29 de agosto.

Un año importante

Para La Vía Campesina este año es bastante importante porque iniciamos un proceso de balance de un recorrido de 30 años de luchas, de hitos, de resistencias, de colocar como en el debate el papel del campesinado, el papel de la agricultura campesina. 

En 1992 acá en Nicaragua se planteó la necesidad de crear un movimiento que estuviera desafiando ante un modelo del agronegocio, un modelo que está en contra del campesinado. El objetivo principal de este modelo es sacar al campesinado del mundo. Allí se planteó el  entender que las problemáticas que habían eran las mismas en los diferentes países y por eso se planteó el hecho de crear un movimiento que al año siguiente efectivamente se había ya concretado; se creó esta Vía Campesina, esta propuesta, este camino. Era como la salida frente a todo lo que está pasando frente al modelo neoliberal. También ya había atacado al movimiento sindical.

Entonces el movimiento campesino surgió y La Vía Campesina con todas las diversidades de lo que significa el campesinado, la diversidad en torno a la cultura, al tipo de personas, los diferentes continentes. Para mí lo más importante ha sido el trabajo de posicionar la Soberanía Alimentaria. sobre todo planteando que la Soberanía Alimentaria frente a lo que plantea la FAO y la Organización Mundial de Comercio; que los alimentos son un derecho y no una mercancía. 

Ese camino coloca en el centro de todas las otras luchas: la lucha por la tierra, la lucha por el reconocimiento del campesinado en la lucha por la agroecología. La Soberanía Alimentaria encerró todas esas otras luchas, la colocó como un principio para todo lo que nosotros íbamos a hacer y hoy en día podemos decir que la Soberanía Alimentaria es algo que no es solamente de La Vía Campesina o de la organizaciones campesinas, sino de una sociedad grande en el mundo. 

Nosotros decimos que para que haya Soberanía Alimentaria necesariamente se requiere de Soberanía Nacional. Nosotros necesitamos que haya una política pública que permita fortalecer al campesinado en su producción de una manera diferente que la matriz productiva, sea la agroecología, que haya mercados locales y que se tenga en cuenta la alimentación para la comunidad y para la nación. Es luego que se mira todo lo que tiene que ver con la exportación. Realmente es muy importante, y hoy después de la pandemia pues mucho más.

Entonces nosotros estamos hablando que la crisis alimentaria que hay en el momento, la crisis ambiental que hay en este momento. La respuesta tiene que ser fortalecer la Soberanía Alimentaria, fortalecer los mercados locales, o sea cambiar el modelo de los Sistemas Agroalimentarios que hay en este momento por un modelo diferente. Eso significa replantearse lo que ha hecho hasta ahora el agronegocio. Tambien analizar todo lo que tiene que ver con que hemos crecido tanto y que hoy representamos más de doscientos millones de campesinas y campesinos en el mundo. 

Los desafíos que tiene Vía Campesina en estos 30 años son muchos frente a la ofensiva del capital. Esperamos tener 30 años más de lucha y resistencias y que ojalá en 30 años podamos decir en el mundo existe la política pública para implementar la Soberanía Alimentaria.

Nuestra estructura

Para nosotros poder articular un movimiento tan grande como Vía Campesina, se creó la  Comisión Coordinadora Internacional qué le llamamos la CCI. Es un espacio de dirección colectiva donde se tiene en cuenta la participación de hombres y mujeres de las regiones de qué hacemos parte de la Vía Campesina. En América Latina hay tres regiones, en Norteamérica una, o sea que las Américas tenemos cuatro regiones; hay dos regiones en África; dos regiones en Asia y una región en Europa. Con ello conformamos nueve regiones un hombre y una mujer de cada una de las regiones, un joven de cada uno de los continentes. 

Igualmente existe una Secretaría Operativa Internacional que dinamiza todas las tareas políticas y las luchas que hay dentro de La Vía Campesina junto con la CCI. El seguimiento que se da la Secretaria Operativa es algo colectivo dónde hay una Secretaría General pero también existe un Grupo Facilitador que acompaña toda esas tareas junto con la SOI y junto con la Secretaría General. 

El Grupo Facilitador comprende una representante o un representante de cada continente; allí hay 4 personas (uno de Europa, Asia, África y América). Yo represento a las Américas en ese espacio de coordinación del Grupo Facilitador. Es un trabajo importante que está desde el 2013 para acá y se da porque el movimiento campesino es más grande con tanta diversidad y con unos desafíos frente al modelo y frente de la construcción de un mundo diferente.

Tenemos colectivos de trabajo con temas concretos. Por ejemplo, el colectivo de tierra y territorio que maneja todo lo que tiene que ver con la reforma agraria. El colectivo de agroecología y biodiversidad. 

Tenemos cuatro campañas: de la reforma agraria, de semillas, de la no violencia contra las mujeres, y también la campaña contra las empresas transnacionale. Son muchos ejes temáticos y por eso la CCI juega un papel muy importante en todo este proceso.

Articulación de Mujeres de La Vía Campesina

Existe una Articulación de Mujeres en Via Campesina en tres niveles. Uno que es al nivel regional, uno que es el nivel continental, y el otro que es el nivel internacional. Hemos recorrido una brecha muy grande de lucha. Inicialmente cuándo comenzó La Vía Campesina no se había posicionado la paridad de género. Creo que uno de los hitos más importantes es que se reconociera el papel de las mujeres en la construcción del movimiento social, del movimiento campesino, en el desarrollo y construcción de la Soberanía Alimentaria. Somos una organización única en el mundo que tiene la paridad de género donde hombres y mujeres. 

En la Articulación de Mujeres también se han discutido muchos casos, por ejemplo el tema de semillas. Se llevó a La Vía Campesina desde la Articulación de Mujeres de la CLOC la iniciativa de hacer una campaña de semillas. Igualmente en el 2008 también se había planteado todo el tema de la de la campaña de la no violencia contra las mujeres. Fue aprobada a nivel de la de la Conferencia Internacional que se hizo en Mozambique en 2018.

El Feminismo Campesino Popular 

Siempre sus pasos que han dado las mujeres en la construcción del Feminismo Campesino y Popular. Nosotros comenzamos a trabajar en el 2010, primero con la consigna “Sin Feminismo, no hay Socialismo”. Luego le llenamos de contenido a esta consigna y comenzamos a plantear de que tenía que haber diversidad también en lo que significa para nosotros el Feminismo Campesino y por eso planteamos lo Popular. 

No solamente están las mujeres campesinas, están las mujeres indígenas, están las mujeres negras pero también las mujeres del campo popular. El feminismo campesino y popular tiene un contenido muy importante en el sentido de que queremos transformar la sociedad donde hombres y mujeres seamos iguales y dónde para liberar las mujeres tenemos que liberar a la sociedad. Por eso creo que es algo muy importante que hemos hecho en estos 30 años pues de movimiento de Vía Campesina.

¡Derechos Campesinos Ya!

En marco de la Declaración de la ONU de derechos de campesinos y otras personas que trabajan en áreas rurales, la Federación Nacional Sindical Unitaria Agropecuaria (FENSUAGRO) y el Instituto Agroecológico Latinoamericano (IALA) María Cano de Colombia, han preparado una serie de audiogramas sobre los artículos que contienen la Declaración. Invitamos a las organizaciones a utilizarlas en sus procesos de formación e incidencia.

¡Derechos Campesinos Ya!

Artículo 1 “Quién es una campesina o campesino”

Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Todo hombre o mujer que tenga relación especial con la tierra y la naturaleza a través de la producción de alimentos, es un campesino o campesina. el trabajo familiar y colectivo del campesinado, se ocupa de la agricultura, la ganadería, el pastoreo y las artesanías que devienen de la zona rural. Así mismo se incluye en este derecho a las personas que no poseen tierra propia para trabajar, caracterizados por la ONU como personas sin tierra, es decir, familias de zonas rurales que no son agrícolas, pero que prestan sus servicios en otras áreas para asegurar sus medios de vida.

Artículo 2 “Derechos de las campesinas y campesinos”

Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Todas las mujeres y hombres campesinos tiene derechos iguales, derecho de disfrutar plenamente de sus libertades tanto individual como colectivo, tienen derecho a no ser objeto de ningún tipo de discriminación fundada en su situación económica, social o cultural. Así como el derecho a participar de la formulación de políticas y decisiones que afecten sus tierras y territorios. La soberanía alimentaria es un derecho vital para el campesinado, es decir la facultad de alimentarse saludablemente a través de métodos ecológicos que ayuden a definir sus propios sistemas de alimentación y agricultura.

Artículo 3 “Derecho a una vida digna y a la no discriminación hacia las mujeres”

Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Las campesinas y campesinos tienen a un nivel de vida adecuado a tener ingresos económicos dignos para cubrir sus necesidades básicas y la de su familia,  así como a conservar su cultura alimentaria tradicional y al acceso de servicios de salud y medicina tradicional. Resaltamos el derecho que tiene la mujer campesina a acceder en condiciones de igualdad a la tierra y a los recursos naturales. Derecho a participar en formulación de planes de desarrollo social, derecho de acceso a todos los tipos de educación a fin de aumentar sus conocimientos. El derecho al cuidado de su propio cuerpo y decisión autónoma a su salud reproductiva. El estado velará por que las campesinas y otras mujeres que trabajan en zonas rurales disfruten sin discriminación de todo los derechos y libertades fundamentales, así como a erradicar toda las formas de discriminación y violencia hacia ellas.

Artículo 4 “Derecho a la tierra y al territorio”

Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Las campesinas y campesinos tienen derecho a la posesión de tierras, con titulo individual o colectivo para la organización de su vivienda y cultivos. Tienen derecho a trabajar su propia tierra, obtener productos agrícolas y criar animales, así como a administra y preservar el entorno natural. La tenencia a la tierra es un derecho primordial para el campesinado, como también a beneficiarse de reformas agrarias que permitan cumplir la función social de la tierra, asegurar un acceso equitativo al territorio y en especial al derecho de no ser desalojados a la fuerza de sus tierras. 

Artículo 5 “Derecho a la semilla, el saber y la práctica de la agricultura tradicional”

Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Las campesinas y campesinos tienen derecho a determinar la variedad de semillas que quieren cultivar, a desarrollar sus propias especies e intercambiar, dar o vender, al igual que a la protección de sus conocimientos tradicionales, relativo a la alimentación y la agricultura. Tienen derecho a escoger métodos de agricultura individual o colectivamente, así como a rechazar modelso industriales de la agricultura que consideren peligrosos desde el punto de vista económico, ecológico y cultural.

Artículo 6 “Derecho a medios de producción”

Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Todas las campesinas y campesinos tienen derecho a obtener materiales y herramientas necesarias para sus actividades agrícolas por medio de créditos, así como asistencia técnica y demás tecnología apropiada para aumentar su productividad. El agua se les garantizará para el riego, apoyando producciones sostenibles controladas por las comunidades. La participación en mercados locales, así como la formulación y aprobación del presupuesto para agricultura nacional es un valor político al que tiene derecho el campesinado colombiano.

Artículo 7 “Derecho a la información”

Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Las campesinas y campesinos tienen derecho a obtener información adecuada sobre sus propias necesidades, a buscar recibir preparar y difundir factores que puedan afectar la producción, elaboración, la comercialización y distribución de sus productos, al igual que obtener información sobre bienes y servicios donde deciden qué y como quieren producir y consumir, garantizando el cuidado de su vida, su tierra y sus medios de subsistencia.

Artículo 8 “Libertad para determinar precios y mercado en la producción agrícola”

Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Todas las campesinas y campesinos tienen derecho a decidir en el orden de prioridad en su producción agrícola en función de sus necesidades de su familia, tienen derecho a vender sus productos en los mercados locales tradicionales determinando sus precios y obtener un valor justo por su producción. El campesino tiene derecho a elaborar sistemas de comercialización comunitario con el finde garantizar las buenas prácticas de intercambio y circulación de las semillas como parte de la soberanía alimentaria. 

Artículo 9 “Derecho a la protección de los valores en la agricultura”


Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Las campesinas y campesinos tienen derecho al reconocimiento y la protección de su cultura y de los valores de la agricultura, a desarrollar y preservar los conocimientos locales que le permitan expresar su espiritualidad individual y colectivamente. Así mismo se rechaza toda intervención que pueda destruir la significación de las prácticas del campo.

Artículo 10 “Derecho a la diversidad biológica”


Declaración sobre los derechos de los campesinos y de otras personas que trabajan en zonas rurales emitida por la ONU. Todas las campesinas y campesinos tiene derecho a la protección preservación y fomento de la diversidad biológica, así como el derecho a rechazar todas las patentes que amenacen la biodiversidad y mecanismos de certificación establecidos por empresas transnacionales.

República Dominicana: Un Movimiento Feminista con Carácter Solidario

En Managua, Nicaragua, la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC) y La Vía Campesina celebraron durante las fechas 22-28 de abril de 2022, una serie de reuniones y actividades en marco de los 30 años desde el nacimiento de La Vía Campesina.

Durante este encuentro, nos sentamos con la compañera Juana Ferrer de la Confederación Nacional de Mujeres del Campo (CONAMUCA) de la República Dominicana,  para conversar sobre la organización de las mujeres en su país.

El movimiento amplio en República Dominicana

En República Dominicana el movimiento feminista, el movimiento campesino, ha tenido sus altas y sus bajas. Podemos hablar ahora de que existe una gran alianza del movimiento feminista, el movimiento del campo y las organizaciones sociales para avanzar en la lucha por los derechos ambientales, por la lucha contra la minería, la lucha contra la violencia hacia las mujeres, la lucha por la recuperación de los recursos naturales y contra la privatización.

En República Dominicana existe un movimiento feminista fortalecido en donde las mujeres organizadas del campo estamos presentes. También participamos en los espacios del movimiento afro. Al nivel internacional somos parte de la CLOC y  La Vía Campesina, y algunas organizaciones como CONAMUCA somos parte también de la Marcha Mundial de Mujeres. Estamos fortaleciendo desde el país esa alianza entre La Vía Campesina y la Marcha Mundial de Mujeres. También hacemos parte de la Red de Salud de las Mujeres de América Latina y también somos parte de otras redes que trabajan el tema de Soberanía Alimentaria, el tema del acceso a la vivienda y también nuestra relación como dos países Haití y República Dominicana que compartimos isla. 

Toda la situación que atraviesa Haití es una cuestión que es asumida por el movimiento social y campesino en República Dominicana en solidaridad con el pueblo haitiano. Igualmente con todos los procesos de solidaridad con Cuba, Venezuela, y Nicaragua. Hay todo un movimiento social en donde hay carácter solidario que levantar.

Feminismo Campesino Popular

Cuando hablamos del feminismo campesino y popular, no es solamente a las mujeres sino también a los hombres, jóvenes y adultos del campo. Es como hemos ido agarrando esa alianza entre las mujeres y  los  compañeros. Por eso nosotras hoy podemos hablar, yo pienso que en toda América Latina, hemos avanzado porque ellos también entiendan y se sumen también a las demandas de las mujeres del campo relacionado con los derechos. Ahora podemos hablar con soltura de tema qué no es un tema en el aire sino uno que tienen que ver con los derechos de las mujeres.

Nuestro caminar por el Proceso Constitucional en Chile

“El proceso Constituyente de Chile es un ejemplo de esperanza para América Latina y el resto del mundo y nuestra lucha como ANAMURI es luchar por la Soberanía Alimentaria y los derechos de las mujeres”

La Asociación Nacional de Mujeres Rurales e Indígenas ANAMURI inicia el proceso constituyente tras el levantamiento popular del 2019, un gran desafío con la posibilidad de ser una de las protagonistas de este importante proceso hacia la nueva constitución que nace desde una demanda popular del pueblo de Chile.

En su inicio, nos propusimos motivar a las socias para que fueran candidatas convencionales, en esta campaña hubieron 8 mujeres socias, de las cuales 2 fueron electas, Alejandra flores de Tarapacá e Ivanna Olivares de Coquimbo, ambas del norte de Chile. Luego en octubre del 2020 se lleva a cabo el referéndum, respaldado por un 78% de los votantes, el primer triunfo para dar paso al proceso constitucional.

Esto implico varios momentos estratégicos de mucha negociación para alcanzar acuerdos políticos y lograr que nuestras iniciativas tanto la del derecho a la alimentación, como la de soberanía alimentaria y la ruralidad fueran parte de las propuestas, desde la producción de alimentos y el cuidado de la biodiversidad, de los recursos naturales desde la identidad cultural que genera el campo y las comunidades de los pueblos originarios lo que constituyen un baluarte del patrimonio identitario y cultural, hoy con una mirada muchos más amplia desde la apuesta feminista e intercultural.


Nuestra mayor atención y la que ha demandado un arduo trabajo sin límites de tiempo y horario, está en tres apartados, el primero, de identificación y elaboración de nuestra propuesta campesina para la constitución y la definición de estado al que aspiramos, simultáneamente junto al movimiento feminista, la preparación de nuestra propuesta para el reglamento con una base feminista y un protocolo ético para prevenir la violencia de género y política dentro del proceso.


Otro momento, fue generar un amplio campo de alianzas con las organizaciones campesinas, los sectores de la pesca artesanal, las ferias libres, (que son mercados populares principal canal de abastecimiento de la población urbana), todas estas organizaciones y movimientos nos han otorgado el respaldo y han entregado a nuestra compañera, Camila Montesino, la responsabilidad de ser la representante del conjunto de las organizaciones en las negociaciones que se realizan, al interior de la convención, buscando acuerdos y apoyo con los diversos bloques de partidos y movimientos sociales políticos que están constituido desde las y los constituyentes.


Además, se decide no conversar con las representaciones de la derecha con los cuales no hay negociación de nuestra parte. Por lo tanto nuestro mayor esfuerzo de dialogo se vuelca con mucha dedicación, paciencia y flexibilidad, en un trabajo diario y de intenso lobby político, en la búsqueda de consensos que de sólido sustento y apoyos a nuestras propuestas, esto ha significado generar un importante espacio al interior de la convención, trabajando codo a codo con los equipos de asesores de los convencionales y los bloques políticos y sociales que se han constituido de acuerdo a los intereses que representan las y los constituyentes.

Y el tercer momento, es el trabajo hacia afuera, impulsado en cada territorio que van desde los encuentros con los constituyentes de cada región conversaciones con otros movimiento tales como: los sindicatos, el movimiento feminista, los ambientalista y ecologistas, etc. actividades públicas buscando sensibilizar a cada convencional en sus territorios durante las semanas territoriales y a la gente del campo y la ciudad, en fin a la opinión pública en pos de tener una mayor comprensión del alcance nacional de nuestras propuestas, que estas no son solo sectoriales, estas son propuestas de país.


El 23 de diciembre 2021, ANAMURI presentó ante la Convención Constitucional, una Iniciativa Popular de Norma Constitucional sobre el “Derecho a la Alimentación”, “El derecho a la alimentación, sustentado en la Soberanía Alimentaria” Soberanía que nace desde nuestras semillas, de la agricultura campesina y desde los recursos del mar. Al mismo tiempo logramos abrir nuevos lazo con el canal agro pesquero sustentado por las ferias libres encanto y vida de las poblaciones, se construyendo el puente entre el campo y el mar con la ciudad.


El 4 de febreros 2022, con mucha alegría, celebramos la incorporación a la nueva Constitución, un
conjunto de normas que protegerán la agricultura campesina e indígena, la soberanía alimentaria,
nuestro derecho a las semillas, el derecho a la alimentación.


Además quedo establecido en la constitución otras normas importantes tales como: “El Estado reconoce la ruralidad como una expresión territorial donde las formas de vida y producción se desarrollan en torno a la relación directa de las personas y comunidades con la tierra, el agua y el mar”, tierra para alimentar a los pueblos y la función social del agua, entre muchas otras normas que otorgan la nominación de constitución ecológica.


Son muchos espacios que se han abierto, nuevas relaciones y alianzas con movimientos sociales urbanos y académicos en este proceso, nuestras convencionales y las dirigentas de las organización locales y nacionales son muy demandada para su participación en los debates públicos, en foros, seminarios, cabildos y asambleas populares, tanto de forma virtual como en este último tiempo de manera presencial.


Hoy en día, seguimos trabajando ya que estamos de cara a las elecciones para aprobar la nueva Constitución el 4 de septiembre 2022, Chile toma en sus manos la decisión de aprobar el proceso Constituyente, y nosotras como ANAMURI nos declaramos en campaña desde Arica a Punta Arenas para dar el triunfo a este proceso histórico por una nueva constitución redactada de forma democrática, plurinacional y paritaria.


Agradecemos desde ya, a mujeres y hombres de organizaciones campesinas, de pueblos originarios, de la pesca artesanal, las ferias libres y de las cooperativas, ya que somos parte también del inmenso movimiento que hizo posible esta Nueva Constitución.


Nosotras las mujeres del campo y del mar, “Firmes y convencidas APROBAMOS la nueva constitución para Chile” y seguiremos luchando por nuestros derechos campesinos, feministas y por el derecho a la alimentación con soberanía alimentaria.


Lee y descarga el boletín especial Nueva Constitución “El correo de las mujeres del campo” con las 50 razones para votar apruebo.  Boletín 50 razones para votar apruebo.pdf