Rumbo a los acuerdos políticos

Lunes 18 de Junio de 2012

La Cumbre de los Pueblos abre paso a los plenarios de convergencia.

RIO_7Este domingo pasado comenzaron a sesionar los plenarios de convergencia en la Cumbre de los Pueblos de Rio de Janeiro, Brasil, y hubo miles de personas participando de esos espacios. Son cinco en total situados en la zona llamada “Aterro do Flamengo”, con temas claves para la elaboración del documento final de la cumbre.

“Soberanía alimentaria”, “energía e industrias extractivas”, “defensa de los bienes comunes contra la mercantilización”, “derechos, por justicia social y ambiental”, “trabajo: por otra economía y nuevos paradigmas” son los cinco ejes temáticos.

Estos plenarios de convergencia se realizaron hoy durante todo el día y continuarán trabajando en la tarde de este lunes. La idea es profundizar el diálogo y los puntos de contacto entre temas y actores. Los movimientos y organizaciones sociales que han estado impulsando la Cumbre de los Pueblos destacan que esos plenarios se proponen generar acuerdos políticos, mensajes comunes que movilicen y respondan con fuerza popular a la ofensiva del capital por la “economía verde”, tema principal de la conferencia de Naciones Unidas Rio+20.

Radio Mundo Real cubrió especialmente los plenarios de soberanía alimentaria y de defensa de los bienes comunes. Karin Nansen, de Amigos de la Tierra Internacional, Diego Montón, de La Vía Campesina, y Nalu Faria, de la coordinación de la Marcha Mundial de las Mujeres en Brasil, fueron los encargados de las exposiciones que dieron apertura al plenario sobre soberanía alimentaria.

Nansen, integrante de REDES – Amigos de la Tierra Uruguay, explicó en su testimonio que la economía verde “es un proyecto político, una agenda política para preparar el terreno para una nueva fase de acumulación del capital, de acumulación de nuestros territorios, de apropiación de la naturaleza, de reorganización de las relaciones sociales”. La activista señaló que numerosos actores buscan imponer la idea de que las diversas crisis (económica, alimentaria, energética, entre otras) responden a “una falla del mercado” por no haberle puesto precio a la naturaleza. “Una vez más nos quieren imponer el mercado como la respuesta a todos los problemas”, subrayó.

“Nosotros decimos NO”, enfatizó la representante de Amigos de la Tierra Internacional. “La naturaleza y los alimentos tienen un valor que no es el valor de mercado, es un valor que tiene que ver con nuestra cultura, nuestro sustento, nuestras relaciones, que no pasan por la acumulación de capital”, dijo.

En tanto, Diego Montón manifestó que en los países latinoamericanos las luchas están concentradas en las zonas rurales, contra los desalojos de campesinos, los agrotóxicos, la megaminería, las represas y el trabajo esclavo, entre otros asuntos. “Tenemos una gran cantidad de luchas. El desafío es que podamos articular, lograr unidad y organizar todas esas luchas para derrotar la verdadera causa de estos problemas, que es el capitalismo, la expresión del gobierno de los bancos”, dijo.

Para el representante del Movimiento Nacional Campesino Indígena de Argentina, la soberanía alimentaria “no será posible en el marco del capitalismo”, ni en el de la “economía verde”, que es la “profundización de la estrategia del capital financiero”. “Está claro que la soberanía alimentaria va a poder ser en otro modelo social y económico”, aseguró Montón, que llamó a la unión de las luchas de trabajadores, campesinos, pueblos originarios y pescadores.

Por su parte, Nalu Faria evaluó que “para discutir la soberanía alimentaria y nuestras respuestas frente a las crisis, tenemos que considerar que ser hombre y ser mujer no es igual y no tienen los mismos problemas en ningún lugar del mundo, ni en los campos, ni en la ciudad, ni en los bosques”. “Es muy importante que tengamos eso en mente, porque si no lo tomamos en consideración no solamente no vamos a transformar totalmente este mundo, sino que tampoco vamos a conseguir enfrentar el capitalismo verde”, agregó.

Para la representante brasileña de la Marcha Mundial de las Mujeres los hombres y mujeres no son iguales “porque nuestra sociedad está estructurada en base a varias formas de opresión”, entre las que destacó a la opresión sobre las mujeres. “El capitalismo es el que más gana con esa opresión”, aseguró. Para Faria las alternativas pasan por “otro modelo de producción y consumo, de sociedad, de economía, (…) basado en el bienestar de todos y todas”, y no en las ganancias del capital. Para alcanzar ese nuevo modelo hay que, entre otras cosas, vivir en armonía con la naturaleza y “repensar la forma de dividir el trabajo entre hombres y mujeres”, afirmó la dirigente feminista.

Foto: Radio Mundo Real

Ver Video

Posted in Uncategorized