cuba

Comunicado: ¡Cuba no está sola!

La Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC), la expresión de La Vía Campesina en América Latina y el Caribe, condenamos el acto terrorista efectuado la madrugada del 30 de abril pasado, por un individuo armado con un fusil de asalto contra la Embajada de Cuba en Estados Unidos.

Cuba es un ejemplo de que otro mundo mejor es posible: su sistema socialista es el modelo alternativo al neoliberalismo imperante en muchos países de nuestro continente, coopera con otros pueblos, es internacionalista, se respetan los derechos humanos de todos por igual, el pueblo cubano está estrechamente unido con su Gobierno, a pesar de todas las trabas y obstáculos que les impone las incesantes agresiones y el injusto bloqueo del Gobierno de Estados Unidos. Cuba resiste victoriosamente y avanza en su desarrollo. ¡Eso molesta al imperio! ¡Eso molesta a Trump y su camarilla!  Y ellos incitan al odio, estimulan la violencia y apelan a cualquier recurso para tratar de empañar el brillo que emana para todos la Revolución Cubana.

Rechazamos esta política hostil y agresiva del Gobierno de Estados Unidos contra Cuba y apoyamos la justa demanda del pueblo cubano y su Gobierno para que se aclare este gravísimo hecho a su sede diplomática en Washington y se sancionen los culpables, que se respete su soberanía, cesen las agresiones  y el injusto e inhumano bloqueo. 

Los tiempos que vivimos son de solidaridad y cooperación, no de guerras y conflictos. Hacemos un llamado a preservar la paz y la hermandad.

Nosotros campesinas y campesinos, indígenas, pescadores,  trabajadores migrantes  y otros trabajadores del campo organizados en la CLOC ratificamos nuestra solidaridad con la Revolución Cubana y convocamos a todas las fuerzas de progresistas del mundo a pronunciarse solidariamente con el pueblo cubano. ¡Cuba no está sola!

Managua, Nicaragua a los dos días del mes de mayo de 2020

¡Globalicemos la lucha, Globalicemos la esperanza!

Secretaria Operativa
CLOC- Vía Campesina

Conversatorio de la CLOC-LVC: La Clase Trabajadora Luchando por Sus Derechos Laborales y Su Vida

El jueves 30 de abril, en el marco del 1ro de Mayo, Día Internacional de las y los Trabajadores, se desarrolló el Conversatorio de la CLOC-LVC “La Clase Trabajadora Luchando por Sus Derechos Laborales y Su Vida”, con la moderación de Fausto Torrez de la ATC Nicaragua y Secretaría Operativa de la CLOC-Vía Campesina. Durante el panel, Nury Martínez de FENSUAGRO Colombia, resaltó la situación precaria que enfrenta actualmente los trabajadores de salud, pero también las y los campesinos que suministran el pueblo.

El campesino tiene que ser considerado como trabajador y merece condiciones dignas de trabajo; sin embargo, lo que ha ocurrido durante la crisis del coronavirus es mas criminalización de los campesinos y por eso hay que exigir la implementación de la Declaración de los Derechos Campesinos, dijo. Edgardo García de la ATC Nicaragua, recordó el legado del Comandante Tomás Borge Martínez y el 8º aniversario de su paso a la inmortalidad, recordando que el Comandante siempre era una persona que entendía que un verdadero revolucionario siempre está al lado de los trabajadores; y él hizo el mensaje a la izquierda de no caernos en el engaño del financiamiento imperialista y también de nunca rendirnos; hay que siempre estar al lado de la clase trabajadora, luchando por los derechos de los trabajadores y los campesinos.

Islanda Aduel de TET-KOLE Haití, habló en nombre de la juventud que hace parte de la CLOC-Vía Campesina, exigiendo la importancia del estudio de Marxismo. Dijo que tenemos que aprender de Marx de que el proletariado de todos los países tiene que luchar juntos, incluyendo los campesinos, migrantes, y jóvenes.

José Agualsaca Guamán, de la Confederación de Pueblos y Organizaciones Indígenas Campesinos del Ecuador – FEI Ecuador, cumplió el panel con el mensaje que este primero de mayo es un encuentro muy importante, porque estamos viendo el colapso del sistema capitalista neoliberal, Ecuador siendo el primer ejemplo que ahora está siendo gobernado por empresarios y banqueros y adoptando paquetes del FMI. Hizo el llamado a los partidos políticos de la izquierda de volver a los sectores populares y a los trabajadores. ¡Desde nuestros territorios unidad, lucha y resistencia por el socialismo y la soberanía de los pueblos!

17Abril_Portada

#17Abril2020: Llamado de Movilización

#17ABRIL2020:

LLAMADO DE MOVILIZACIÓN – DÍA INTERNACIONAL DE LAS LUCHAS CAMPESINAS.

13 Abril, 2020

La Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo CLOC, la expresión de La Vía Campesina en América Latina y el Caribe, hace  un llamado a todas las organizaciones sociales de campesinos y campesinas, trabajadores y trabajadoras rurales, obreros y obreras agrícolas, de pueblos originarios y migrantes; a las organizaciones de la pesca artesanal y pastoriles en América Latina y El Caribe, a juntar esfuerzos para enfrentar unidos esta coyuntura de crisis socioeconómica y sanitaria mundial revelada con la aparición del nuevo coronavirus en el mundo. La propagación del COVID-19 y sus consecuencias en la gente solo desvela los efectos del capitalismo que con sus políticas globalizadas han provocado el desmantelamiento institucional de los Estados y la privatización de los derechos humanos en la región.

Esta frágil estructura estatal de América Latina y El Caribe en donde los estragos de la pandemia están más sentidos en la población históricamente empobrecida: el campesinado, el sector obrero, y el sector de comercio informal; es decir l@s trabajador@s por cuenta propia y además los migrantes, solo ha ensanchado la brecha de desigualdad social, aumentando además la inseguridad alimentaria, el despojo de los bienes comunes y el aumento de la violencia hacia las mujeres. Aún más, líderes y lideresas de las organizaciones campesinas que permanecen en la defensa de sus tierras y territorios enfrentan la violencia sistemática.

En estas circunstancias la CLOC-Vía Campesina conmemora el #17Abril2020, Día Internacional de las Luchas Campesinas, exhortando a la consolidación de las alianzas, la cooperación internacional, a los amigos y amigas de los movimientos sociales para la articulación de acciones de solidaridad por la defensa y protección de la vida en el campo y la ciudad; el fortalecimiento de la producción familiar campesina y agroecológica así como su comercialización, distribución justa y equitativa; la denuncia permanente de la vulnerabilidad en que se encuentran los y las trabajadoras del sector público y privado en medio de esta pandemia.

Ahora es el momento para la implementación de la Declaración de los Derechos Campesinos y Otras Personas que Trabajan en Zonas Rurales. La adopción de la Declaración enriquece el sistema de derechos humanos, logrando poner el debate democrático de los Estados por encima del lobby y los intereses del capital; es una herramienta de fuerte contenido humanista, es un paso adelante para la gobernanza global y los pueblos del mundo.

¡En tiempos de pandemias, campesin@s unid@s alimentamos los pueblos!

¡Desde nuestros territorios unidad, lucha y resistencia por el socialismo y la soberanía de los pueblos!

PUERTO RICO: ENFRENTANDO SISMOS Y COVID-19 CON ORGANIZACIÓN COLECTIVA Y AGROECOLOGÍA

La Organización Boricuá de Agricultura Ecológica de Puerto Rico es un colectivo de base intergeneracional y multiregional con 30 años de historia. Está conformada por agricultores, jíbaros-campesinos, trabajadores agrícolas y activistas por la soberanía alimentaria del campo, la costa y la ciudad.

La organización de membresía diversa promueve y practica la agroecología como herramienta para alcanzar la soberanía alimentaria y la justicia social en el archipiélago desde diversos grupos de trabajo, redes de fincas agroecológicas y proyectos educativos.

La Organización Boricuá es un vehículo de transformación donde sus integrantes trabajan diariamente en la construcción de un Puerto Rico justo, sostenible, libre, democrático, saludable y feliz. A su vez es parte de varios movimientos y alianzas a nivel internacional como: La Vía Campesina, la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo, la Alianza por la Justicia Climática y la Alianza por la Soberanía Alimentaria.

Desde la Organización Boricuá de Agricultura Ecológica, CLOC-La Vía Campesina Puerto Rico nos hemos mantenido activos y solidarios durante el contexto del COVID 19 y fortaleciendo nuestras redes de apoyo mutuo durante los sismos y terremotos que se han manifestado desde finales del año pasado. Hemos denunciado el discrimen del Estado contra los pequeños agricultores, campesinos y trabajadores agrícolas del país.

En Puerto Rico tenemos mucha experiencia resistiendo crisis ya que el contexto colonial en sí es una crisis constante que promueve el desarrollo de otras crisis sistémicas donde el gobierno local se ha caracterizado por corrupción y por no defender los derechos del pueblo.

Actividad Sísmica:

A finales de diciembre del año 2019 hasta el presente Puerto Rico manifiesta un patrón constante de actividad sísmica que ha causado estragos en diferentes partes del país, en especial en el área sur. Esta situación ha causado que miles de personas tengan que acudir a refugios o campamentos comunitarios donde viven y pernoctan en carpas debido al riesgo que representan los terremotos a las estructuras y comunidades donde residen.

Ante esta situación la Organización Boricuá mantiene esfuerzos de Recuperación Justa donde realizamos brigadas para apoyar las necesidades de aquellos más afectados y a la misma vez mantenemos el espíritu de solidaridad asegurando buscar satisfacer las necesidades más importantes relacionadas con acceso a alimentos sanos y de tener un espacio seguro donde alojarse.

Hemos apoyado realizando colaboraciones con diferentes organizaciones y colectivos para asegurar que los hogares de las personas afectadas sean inspeccionados por profesionales para determinar su estabilidad, resiliencia y reparar aquellas que necesitan ser reparadas. Nuestros agricultores, trabajadores y organizadores han sido centrales ya que han mantenido estos procesos resilientes vivos basados en la solidaridad.

COVID-19: una nueva amenaza.

De manera seguida tuvimos que atender también la coyuntura del COVID 19 que a su vez pone en riesgo a muchas personas en el país y en el mundo, sin embargo, en nuestro caso representa un riesgo adicional ya que las áreas afectadas por los sismos aún permanecen en recuperación y muchos refugios y campamentos continúan. Así mismo nos pronunciamos contra el gobierno local por promover y apoyar el Agronegocio y no la pequeña agricultura y los agricultores ecológicos del país.

Desde la Organización Boricuá de Agricultura Ecológica de Puerto Rico nos posicionamos inmediatamente y denunciamos el discrimen del Estado ante nuestra comunidad y el sector agrícola en general y logramos algunos cambios en la postura inicial del gobierno, entendiendo así que los agricultores, campesinos y trabajadores agrícolas en el país proveen un servicio esencial que tiene que ver con ofrecer alimentos sanos al pueblo en momentos de necesidad, por lo tanto, no pueden ser perjudicados o limitados durante el contexto de la pandemia.

En este sentido la organización colectivamente ha decidido, que hoy más que nunca continuaremos sembrando comida y conciencia desde nuestras fincas y haciendo comida sana disponible al pueblo libre de riesgos de contagio debido a las precauciones que se toman los agricultores y las prácticas agroecológicas que sostienen.

Hemos organizado puntos de encuentro donde el pueblo puede conseguir alimentos saludables, locales y apoyar a los campesinos ante el cierre de mercados agrícolas. Apoyamos las iniciativas regionales que mantienen programas de agricultura apoyada por la comunidad y mercados alternativos. Apoyamos con materiales y equipo de primera necesidad como mascarillas, desinfectantes, guantes, etc. Apoyamos a nuestros organizadores y coordinadores para asegurarnos de mantener el trabajo en el campo y el sustento de los productores y amplificamos nuestra narrativa estratégicamente a través de nuestros canales y medios de comunicación para que la gente sepa quienes verdaderamente están ahí siempre desde el pueblo y para el pueblo.

Información adicional sobre la coyuntura que recomendamos utilizar: http://puertoricotequiero.com/boricua-denuncia-discrimen-contra-el-sector-agricola/

Más información: https://www.facebook.com/organizacionboricua

https://www.instagram.com/organizacion_boricua/

HAITÍ: “LA DÉCADA COMENZÓ CON UN GRAN DESASTRE NATURAL Y TERMINÓ CON UN DESASTRE POLÍTICO”

A partir de julio del 2018 un viento de pánico y crisis políticas ha regido en el país con relación a la pobreza y miseria que aumentan día a día, mientras que las autoridades establecidas no hacen nada para satisfacer las necesidades de la población.

La situación social, económica y política sigue siendo hasta ahora complicada, a pesar de las luchas de la población activa contra un sistema político que hizo de Haití un país donde nadie se siente a gusto de vivir, donde reina la corrupción; la inseguridad incrementa diariamente, el costo de la vida es precario y la impunidad enfurecida.

Esta realidad genera mucha frustración e insatisfacción, lo que implica un rechazo total al gobierno haitiano por una mayoría del pueblo. El gobierno, apoyado por la comunidad internacional y una parte de la burguesía haitiana, controla el poder  y reprime a  los opositores, realiza falsos gastos en acciones que no brindan  soluciones a la precaria situación de la población convirtiendo al país en un infierno, donde la  juventud huye en búsqueda de una mejor vida en los países de América Latina y otros.

Teniendo en cuenta la frágil situación a nivel social, económico, político y cultural, podemos prever la catástrofe que podría ocurrir si el Covid19 se expande con la velocidad de transmisión como ocurre en muchos países, debido a la falta de un plan de prevención, carencia de infraestructura sanitaria, equipos adecuados y técnicos para enfrentarlo. Esta realidad genera presión y pánico en la población. Frente a esta situación, nosotros como organizaciones campesinas miembros de La Vía Campesina necesitamos trabajar mucho en la solidaridad para prevenir y enfrentar la propagación del COVID-19 que está golpeando el mundo entero.

Según los datos de la Comisión Nacional de Seguridad alimentaria (CNSA), Haití  registra una caída en la producción agrícola, año tras año, que no logra cubrir el 40% de las necesidades alimentarias del pueblo, mientras que las autoridades estatales responsables no tienen un plan agrícola integrado y adaptado  para remediar esta situación; sólo abren el mercado haitiano a productos importados de muy mala calidad,  sin ningún control y recaudación de impuestos aduaneros lo que causa un déficit en la  balanza comercial del país.

 Los últimos datos muestran que en octubre del 2019, las exportaciones fueron de $93.9 millones y las importaciones de $351.41 millones, lo que resultó en déficit comercial de $139.31 millones. En promedio del déficit está alrededor de $ 235.64 millones por mes en los últimos 12 meses (noviembre de 2018 a octubre de 2019).

En septiembre de 2019, el deficitario comercial alcanzó su nivel más bajo en décadas con $27.1 millones debido a la desaceleración significativa en las actividades económicas durante este período. La última vez que Haití tuvo un deficitario comercial tan bajo fue en junio de 2009, cuando fue de $71.76 millones.

Como consecuencia del terremoto de 2010 las exportaciones cayeron y las importaciones de alimentos y productos de construcción aumentaron un 85% respecto al año anterior.

Haiti ha sido golpeado por desastres naturales y políticos siendo este último el más grave, ya que las tragedias naturales estimulan la solidaridad y empatía ante la unión de salir adelante.  Durante el año 2019 la comunidad internacional ha sido inconsistente, descuidada, inconsciente e incompetente debido a las malas elecciones de los líderes haitianos. Al final, las consecuencias económicas de los desastres naturales y políticos son similares, pero las reacciones de los principales actores son diferentes. Estos últimos, incluidos los donantes internacionales, ven la crisis actual más bien como una catástrofe causada por los propios haitianos.

En la última década fiscal (2009-2010 a 2019-2020), el país ha vacilado entre los desastres naturales y políticos, mientras tanto, navega en otras crisis políticas, huracanes y tormentas más débiles. La década comenzó con un gran desastre natural y terminó con un desastre político. Tal escenario deja muy pocas posibilidades para la planificación del desarrollo nacional, que requiere una estabilidad política comprobada y una tasa de crecimiento económico de más del 10% durante un período de al menos 20 años.

Frente a esta situación social, económica, política que el país está cruzando hacemos una llamada de solidaridad a todas las demás organizaciones  de la CLOC y LVC en la región y al nivel mundial para darnos la mano y hacer presión sobre las autoridades haitianas para sacar el país donde está.

Llamamiento de la Articulación Nacional Campesina –ANC

CLOC-LVC-Republica Dominicana

Ante la Crisis Por Coronavirus:

Demandamos Plan de Emergencia Agropecuaria a Productores/as al Campesinado Sin Tierra

 

La Articulación Nacional Campesina –ANC- la CLOC-Coordinadora Latinoamericana de organizaciones Campesinas y la Vía Campesina Internacional, este 17 de abril –Día mundial de Las Luchas Campesinas, demandamos del gobierno dominicano asumir un plan de emergencia agropecuaria para dar apoyo específico a pequeños, medianos productores/as y campesinado sin tierra, afectados por las graves inundaciones y sequía de años recientes y empeorados tras la crisis provocada por la pandemia de Coronavirus.

En los dos últimos años las fuertes inundaciones y la prolongada sequía que afectaron varias regiones del país, diezmaron grandes plantaciones de banano, vegetales, hortalizas, arroz y otros cultivos, mientras miles de pequeños y medianos productores pecuarios vieron morir sus crianzas bovinas, porcinas, avícolas , caprinas entre otras, que  por escasez de agua y alimentos, ascendiendo a más de 5 mil millones de pesos las pérdidas que sufrieron, siendo arrematados ahora por la reducción a su mínima expresión de la actividad comercial y productiva en el territorio nacional. 

De igual manera, la FAO y el gobierno dominicano han reconocido y establecido la importancia ecológica, social, cultural y económica de la agricultura familiar campesina y la agroecología como fuente de producción de los alimentos que consume la mayoría de nuestra población rural y urbana, estimando que “representan alrededor del 80% de las unidades agropecuarias en la República Dominicana”. Así mismo se ha establecido su importante contribución al manejo sostenible de los recursos naturales, a la soberanía alimentaria y nutricional de la nación, como a la generación de empleos para mitigar la pobreza rural y conservación de tradiciones culturales en materia agropecuaria.

En tal sentido, el pre-censo agropecuario realizado en el 2015 por la ONE, Ministerio de Agricultura y apoyado por la FAO y Unión Europea estableció que 279 mil productores tienen parcelas con extensión entre 1 y 70 tareas, representando el 71% del total de productores agropecuarios del país, estimado en 260 mil en ese momento, lo que demuestra el peso social que tiene este sector.

La misma investigación arrojó, que para ese año 2015, el 12.3% (550 mil personas), del total de la Población Económicamente Activa de RD (5 millones 100 mil personas), trabajaba en la actividad agropecuaria, lo que destaca su contribución significativa a la generación de empleos.

Pese a los aportes de los pequeños y medianos productores agropecuarios a la economía nacional, la zona rural sigue siendo la que padece mayor nivel de exclusión social y económica, manteniendo las desventajas en el acceso a infraestructura y servicios públicos básicos como salud, agua potable, educación, comunicación terrestre y tecnología, por lo que siguen siendo altas las tasas de pobreza y miseria, bajos los índices de desarrollo humano debido a la baja inversión de capital y social del gobierno.

Frente a esta realidad de crisis y desamparo en que estamos los pequeños, medianos productores/as y campesinado sin tierra, la Articulación Nacional Campesina -ANC- proponemos al gobierno en esta coyuntura especial, la inmediata aprobación de un plan de emergencia para recuperar y relanzar nuestro aparato productivo nacional agropecuario, para lo cual proponemos las siguientes medidas:

1-Aprobar y ejecutar de inmediato un Programa Nacional de Apoyo masivo a la agricultura familiar para la producción de alimentos de ciclo corto de cara a garantizar la soberanía alimentaria y nutricional, suspendiendo la importación de productos que pudiésemos producir en el país.

Este Programa Nacional de Apoyo Agropecuario, implica entre otras acciones:

1.1-Desarrollar una campaña de preparación de tierras, suministro de semillas y material de siembra en coordinación con los grupos focales de las regionales agropecuarias integrados por las organizaciones campesinas, vinculadas al sector y las instituciones públicas del agro.

1.2-Iniciar un plan de reparación y construcción de caminos vecinales; infraestructuras de riego, incluyendo perforación de pozos, instalación y reparación de electrobombas; construir reservorios, canales de riego, orientado a mejorar la producción, elevar la productividad y eficientizar el recurso agua.

1.3-Capitalizar el Banco Agrícola y con fondos de esa institución, de la Banca Solidaria y Fundación Reservas, implementar programa de apoyo y facilidades crediticias a la producción, microempresas en las zonas agropecuarias y/o comunidades rurales; a tasas de interés blando, abandonando los trámites burocráticos y con plazo mínimo de tres años.

1.3.1-Condonación de deudas que se compruebe que hayan sido provocadas por pérdida de la producción debido a factores involuntarios como sequía, inundaciones, presencia de plagas, enfermedades y otros fenómenos naturales, así como compensación de pérdidas por falta de mercado interno y de exportación generada por la actual crisis mundial (bananos, hortalizas, entre otras).

1.4-Recuperar el programa de extensión agropecuaria para que personal técnico pueda dar asistencia, monitorio y supervisión de la producción en coordinación con las organizaciones campesinas.

1.5- Apoyo especial con fondos del Banco Agrícola, de la Banca Solidaria y Fundación Reservas para los pequeños y medianos proyectos agropecuarios de la mujer rural y jóvenes, especialmente a las asociadas en cooperativas y asociaciones de producción, asegurando la debida asesoría técnica para garantizar la sostenibilidad de las iniciativas productivas.

1.5.1-Incorporar a las familias campesinas como beneficiarias del programa FASE, en base a un levantamiento rápido con las organizaciones campesinas.

1.5.2-Como parte del comité de emergencia para combatir el CORONAVIRUS, constituir espacios o comités de prevención y apoyo a nivel provincial y comunitario, incorporando a las organizaciones campesinas y otras de la sociedad civil.

1.5.2-asumir e implementar programas de diálogos y acciones que garanticen el conocimiento y aplicación de la declaración de los derechos campesinos.

1.6-Establecer un programa de compra de producción agropecuaria a pequeños y medianos productores/as para garantizar abastecer los mercados y vender a precios justos; suplir las compras públicas que demanden las instituciones y disminuir la especulación de intermediarios. Entre otras posibles opciones que el gobierno podría poner en marcha para comercializar efectivamente la producción de rubros agropecuarios.

La creación de mercados populares en puntos específicos de las diferentes regiones con el apoyo de INESPRE institución intermediaria en el tema de comercialización.

Planteamos la incorporación de nuestros técnicos agroecológicos dentro de la aplicación de este plan ya que están preparados/as para trabajar estas temáticas preventivas y de emergencias.

Firmado:

  • CONAMUCA. Confederación Nacional de Mujeres del Campo.
  • FEDECARES (Federación de Caficultores de la Región Sur)
  • Federación de Campesinos Independientes Mama Tingó. FECAINMAT. Azua
  • Movimiento de Campesinos Trabajadores “Las Comunidades Unidas” MCCU
  • Asociación Central de Agricultores Luz y Esperanza de Nagua. ACALEN.
  • Confederación Campesina y Barrial. Retoño. 829-7631580
  • Federación de caficultores del sur-FEDECARES

 

VOZ

VOZ CAMPESINA 69 Primer programa de la Temporada 2020. Producción: CLOC-La Vía Campesina y Radio Mundo Real

En este primer programa del año hablamos en el primer bloque con Fausto Torrez (Secretaría Operativa CLOC) sobre las proyecciones de la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC- La Vía Campesina) para 2020 y Mariana Toscana (ATC) nos brinda un informe sobre el II Foro Mesomericano Alba Movimientos, que tuvo lugar el 18, 19 y 20 de enero en San Cristóbal de las Casas, Chiapas (México). En el segundo bloque, Charlys Lovera (CRBZ) y José Elosegui (RMR) nos dan detalles de la Misión Internacional de Solidaridad de La Vía Campesina en Venezuela.

Proyecciones de la Cloc -Vía Campesina para este año 2020 

Fausto Torrez, integrante de la Asociación de Trabajadores del Campo (ATC) Nicaragua y de la Secretaría Operativa de la CLOC-Vía Campesina, indicó en Voz Campesina que las principales proyecciones serán: trabajar en el Decenio de la Agricultura Familiar (pueden saber más sobre este decenio en Voz Campesina 67), en Declaración de los Derechos Campesinos (aquí un reporte sobre su aprobación en noviembre de 2018 en la ONU) y abordar la problemática migratoria en la frontera sur de México.

Sobre la cuestión migratoria, desde la CLOC están preocupados por el desplazamiento de comunidades campesinas hacia el supuesto “sueño americano”, dejando sus territorios «por la represión, por la crisis, por la falta de apoyo”, explicó Torrez.

El dirigente de ATC también valoró las movilizaciones en la región, especialmente la que sostiene el pueblo chileno desde octubre pasado y el pueblo colombiano con Paro Nacional. La CLOC seguirá acompañando la movilización del pueblo boliviano, la defensa de la revolución cubana y del gobierno venezolano.

Torrez destacó que la FAO realizará una conferencia internacional en Nicaragua, además de las acciones de promoción y formación de futuros/as agroecólogos/as en los IALAS, como abordamos en la última edición del Voz Campesina de 2019.

Informe sobre el II Foro Mesomericano Alba Movimientos

Para saber de qué se trató el foro, quiénes participaron, cuáles fueron los objetivos y principales acuerdos hablamos con Mariana Toscana, de la Asociación de Trabajadores del Campo de Nicaragua.

Los ejes abordados fueron: caracterización de Mesoamérica, neoliberalismo y ocupación neocoolonial, despojos de las comunidades, megaproyectos, crisis socioambiental, desplazamientos forzados, violencia contra las mujeres, sujetos de transformación (movimientos sociales, partidos políticos, sindicatos, mujeres y juventudes).

Se planteó crear una campaña contra el genocidio migrante: un tribunal para juzgar al imperialismo y sus agentes locales y acompañar los procesos migratorios; trazar un plan de resistencia ante la militarización de la región, un camino estratégico para un tratado de integración de Mesoamérica, y armar un protocolo para tratar los casos de acoso en las organizaciones, entre otros planes.

Algunas de las futuras acciones a seguir son: 22 de marzo, movilización mesoamericana por la defensa del agua; del 25 al 30 de mayo: fortalecer y replicar la jornada mundial antimperialista; y jornadas de solidaridad con los pueblos de la región, por la defensa de la educación.

Enviamos nuestra solidaridad al compañero guatemalteco del Comité de Unidad Campesina (CUC), Daniel Pascual. El II Foro contó con manifestaciones de solidaridad contra la criminalización que sufre el defensor de derechos humanos.

Misión Internacional de la Vía Campesina en Venezuela: una misión por la solidaridad y la fraternidad

Con José Elosegui, coordinador de Radio Mundo Real (RMR)-Amigos de la Tierra Internacional que participó de la cobertura colaborativa) y Charlys Lovera de la Corriente Revolucionaria Bolívar y Zamora (CRBZ) nos acercamos al recorrido que esta misión realizó en Venezuela para conocer cómo el pueblo venezolano se sobrepone al bloqueo internacional y mostrar la capacidad productiva del país.

Conducción: Karla Oporta (ATC-CLOC) y Azul Cordo (RMR). Edición: Edgardo Mattioli (RMR)

Música: Madera / Alegría que hace llorar (Pino Europeo, Chango Spasiuk, Chancha Vía Circuito feat. Miss Bolivia)

(CC) 2020 Radio Mundo Real

 

ESCUCHAR Y DESCARGAR:

 

​​​​Teodor Shanin y los profesores Bernardo, Cliff y Yamila en el 3er Simposio Internacional de Geografía Agraria (SINGA), celebrado en la Universidad Estatal de Londrina, en octubre de 2007.

La Via Campesina Pierde un Amigo y Partidario de la Lucha Campesina

Gerson Antonio Barbosa Barbosa Borges1 

Bernardo Mançano Fernandes2

Marcelo Leal Teles da Silva3

 

“Es común decir que filosofar no resuelve problemas, que la filosofía es solo para filósofos. Esto no es verdad para mí. Si bien existe una necesidad real de movilizarse a nivel económico, político, en resumen, a los niveles más diversos, también es necesario movilizarse a nivel de conocimiento. Como dijo un gran filósofo inglés, “saber es poder”. Y el poder siempre es necesario si queremos un mundo mejor, incluso cuando queremos implementar el viejo eslogan “TIERRA Y LIBERTAD”.

Theodor Shanin, un científico con una tradición marxista, fue el principal erudito de Alexander Chayanov, uno de los clásicos de los estudios campesinos.

Se graduó en 1951 de la Facultad de Servicio Social de la Universidad de Jerusalén, en Israel, y hasta 1964 fue trabajador social, además de trabajar, más tarde un doctorado en la Universidad de Birmingham, en el Reino Unido, donde también trabajó como profesor. en la Universidad de Sheffield y la Universidad de Manchester. En la década de 1990, dirigió un programa de investigación agrícol

a en Rusia, y luego fue elegido miembro de la Academia Rusa de Ciencias Agrícolas (RAAS). En 1995, fundó la Escuela Superior de Ciencias Sociales y Económicas de Moscú (“Shaninka”). 

Theodor Shanin utilizó un método de investigación que comenzó a partir de la praxis interdisciplinaria, construyendo intersecciones con sociología, historia, geografía, filosofía y economía política. Realizó investigaciones relevantes en Irán, India, México, Brasil, Tanzania, Hungría, Rusia y los EE. UU., Estudiando principalmente problemas campesinos en estos países. 

Shanin fue uno de los fundadores del Journal of Peasant Studies, una de las revistas más importantes del mundo sobre estudios campesinos. Theodor Shanin estuvo en Brasil en octubre de 2007 para participar en Singa y dio una conferencia a investigadores del Centro de Estudios, Investigación y Proyectos de Reforma Agraria – NERA en la Universidad Estatal Paulista – UNESP, campus Presidente Prudente. Visitó ocupaciones, asentamientos y cooperativas campesinas en Pontal do Paranapanema. 

Theodor Shanin destaca la concepción dialéctica de la historia en Marx. En su “modo tardío de Marx y la via ruso”, muestra a un Marx revolucionario, más comprometido con las realidades de los procesos políticos teóricos de transformación, que un teórico que intenta adaptar la realidad a su lógica infalible. Shanin ayuda a exponer a un Marx abierto, no menos riguroso en teoría, interesado en la periferia del mundo y en sus formaciones sociales concretas. El alcance de la ruta rusa no se trata solo del papel del campesinado en las sociedades periféricas, sino de cómo las clases sociales que realmente existen en la periferia del capital pueden convertirse en sujetos que participan en la lucha emancipadora. Las revoluciones que sacudieron el siglo XX y las luchas que animan América Latina, África y Asia en el presente demuestran su validez y relevancia histórica.

El pensamiento de Shanin es el mayor legado que nos deja para comprender el campesinado en el mundo.

 Para conocer más sobre el pensamiento de Teodor Shanin en trabajos publicados en portugués, ver: 

Teodor Shanin. La definición de campesino: conceptualizaciones y desconceptualizaciones: lo viejo y lo nuevo en una discusión marxista. Revista NERA – año 8, n. 7 – julio / diciembre de 2005; 

Asuntos rurales y campesinado: una entrevista con Teodor Shanin, una entrevista con Débora Assumpção y Lima y Vicente Eudes. Revista NERA – año 20, n. 44 – septiembre / diciembre de 2018; 

Teodor Shanin. Marx tardío y el camino ruso. São Paulo: Editora Expressão Popular, 2019. 

 

1. Militante del Movimiento de Pequeños Agricultores y estudiante del Programa de Posgrado en Desarrollo Territorial en América Latina y el Caribe – Territorial de UNESP.

 2. Profesor del Programa de Posgrado en Desarrollo Territorial en América Latina y el Caribe – Territorial y coordinador de la Cátedra UNESCO de Educación Rural y Desarrollo Territorial.

 3. Militante del Movimiento de Pequeños Agricultores.

co1

Coyuntura Internacional – “El capitalismo está en su fase transnacional más elevado”

Colectivo Comunicacion VII Congreso CLOC Via Campesina

Después de la inauguración del VII Congreso de la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC) Vía Campesina se abrieron las mesas donde se expusieron los temas fundamentales que por dos años se trabajaron para ser debatidos en este congreso. Dichos temas son la construcción del socialismo, la reforma agraria y la unidad de los pueblos, mismoS que deben ser incorporados en el documento final de este congreso.

No se puede construir solidaridad, unidad, soberanía alimentaria, reforma agraria sin antes dar una mirada profunda al contexto político internacional y reflexionar sobre la situación de la agricultura campesina en América Latina.  Para mostrarnos como el capital arremete en contra de los territorios y las formas de las que se vale el capital para aumentar sus ganancias estuvieron como ponentes el compañero Rafael Hidalgo del Partido Comunista de Cuba y la compañera Iridiani Seibert del Movimiento de Mujeres Campesinas de Brasil.

Rafael inició su intervención diciendo que la vuelta del capitalismo neoliberal no tiene contención por parte de las fuerzas de izquierda que promueven las ideas anti sistémicas radicales. Para él, estamos en un momento adverso en el plano de la correlación de fuerza con un carácter coyuntural nada estratégico y por lo tanto es necesario leer la coyuntura con objetividad desde una perspectiva histórica y dialéctica.

rh

“El capitalismo está en su fase transnacional más elevado” dijo, pero si se analizan severamente los hechos nos daremos cuenta de que esa beligerancia irresponsable que preside la política norteamericana no es señal de fortaleza, es señal de debilidad, ellos están conscientes de que perdieron la capacidad de poder ante otros actores con creatividad tecnológica y que hoy está la disputa si China o Estados Unidos van a dominar el desarrollo tecnológico en este siglo.

En estos momentos hay una contradicción en Estados Unidos, llevan 114 meses consecutivos de crecimiento económico, un crecimiento modesto, 1, 8 o 1, 9, sin embargo los Estados Unidos con respecto a otros países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) no es el país con mejor inversión de desarrollo tecnológico, tiene un nivel de salario promedio al nivel de los años 70, ha creado en dos años que lleva Trump, 5, 8 millones de empleos con bajos salarios, porque no hay un nivel de inversión tecnológica como el que está haciendo China. Pero Trump planteó eliminar el déficit y no han podido, el pueblo estadounidense consume más de lo que produce y estructuralmente no va poder eliminar la brecha que tiene hoy con el país asiático.

Resumió que el capital está fuerte, tiene hegemonía militar, tiene poder económico como para crear situaciones indeseables en países en desarrollo, y enfatizó que estamos en un proceso de transición peligrosa donde los niveles de agresividad pueden poner en serios riesgos la paz mundial, pero hay algo que en política es bueno consignar, y es que los procesos históricos no son lineales y es ahí donde se deben identificar las variables que la izquierda debe utilizar para  hacer posible lo que un día dijo Martí “patria es humanidad”.

ap2Por último hizo referencia a la importancia que tiene la unidad en la construcción del socialismo, desde la experiencia cubana, si Martí no se hubiese dado cuenta, cuando creo el Partido Revolucionario Cubano de que habían perdido parte de los procesos emancipatorios en la guerra de los 10 años y las guerras posteriores por falta de unidad no hubieran avanzado jamás y agregó que en esta coyuntura que vivimos no hay salida para los proyectos humanistas y el movimiento campesino lo ha vivido en carne propia y que el enemigo no está entre nosotros, es el gran capital.

Por su parte Iridiani Seibert se refirió al contexto del campo en América Latina en el marco global del capitalismo y partió de que luego de la crisis del capital financiero, el mismo tuvo que volver su mirada a los procesos de la explotación de los bienes materiales y naturales como la tierra, el agua, la biodiversidad las semillas y la extracción mineral.

Dijo que esto se da através de la alianza conservadora que existe en el continente, entre las grandes transnacionales y los grandes propietarios de tierra y se fortalece en el proceso de movimiento del capital sobre los territorios y sobre la vida de los pueblos del campo.

Agregó que el mercado financiero pasa a ser el que rige todas las políticas económicas a nivel mundial y local donde el Estado es apropiado por los intereses y las demandas del capital transnacional. Eso no significa que deja de existir, más bien pasa a cumplir un papel fundamental para que el capital transnacional pueda llegar, desarrollarse y explotar los territorios, son ellos quienes facilitan el lucro y la criminalización del territorio.

iriMencionó además algunos elementos que el capital necesita para salir de la crisis. Requiere apropiarse aún más de los bienes naturales de una manera mucho más violenta para sacar las ganancias que necesita para mantenerse. Otro elemento que también hace parte de esta fase es la consolidación de los grandes monopolios del agro, del agua, de los minerales, de los grandes bancos que invierten y son parte de este proceso. También en esta fase se ve fortalecido la promoción de nuevos y al mismo tiempo la renovación de  Tratados de Libre Comercio como el Transpacífico, el ADA en Centroamérica, el TLCAN en México y el que actualmente se está tratando desde el Mercosur y otros.

Señaló que en este modelo la única forma de producir, desde el punto de vista ideológico es la del agronegocio, el extractivismo y la expropiación de los territorios, las llamadas economías verdes, las economías naranjas disfrazadas de ecoturismo, emprendedurismo como nuevas estrategias de lucro. De igual forma se suma la extranjerización de la tierra, donde las empresas se apropian de grandes territorios para poder producir y explotar la minería, sus semillas y esto viene junto con la intensificación del paquete tecnólogo como los agrotóxicos, los transgénicos y la mecanización, esta última con el fin de acabar con el empleo en el campo ya sea desde el punto de vista de la agricultura campesina familiar o desde los obreros agrícolas desencadenando por ejemplo en el actual fenómeno social de la migración.

Afirmó que un elemento clave es el conflicto de guerra en el campo, el genocidio que se origina por la llegada de las transnacionales en los territorios. Es algo que se vive diariamente en muchos países de América Latina, en algunos de los casos con mayor intensidad como ocurre en Colombia.

Sintetizó que el modelo capitalista aumenta la concentración de la tierra, la ganancia del agronegocio, la violencia contra los territorios y dirigencia de las organizaciones y aumenta la pobreza. Ante esto los desafíos son: hacer organizaciones de base para la resistencia, hacer formación política con la base y con la militancia para que se apropien de métodos de análisis y construir las soluciones locales, regionales e internacionales, apropiarse de los conocimientos y el dominio de los nuevos métodos de la comunicación de masas, la solidaridad entre los pueblos y por último la unidad.

Por ahora se continúa resistiendo de forma activa para ir acumulando las condiciones para nuestro gran objetivo que es la revolución socialista.

¡Desde nuestros territorios!

¡Unidad, lucha y resistencia!

¡Por el socialismo y la soberanía de los pueblos!

m1

Mujeres a toda revolución

Colectivo Comunicacion VII Congreso CLOC Via Campesina

“Con feminismo construimos socialismo”: consigna de la 6ª Asamblea de Mujeres de la Coordinadora de Organizaciones del Campo-CLOC.

Unas 200 delegadas de la Coordinadora de Organizaciones del Campo (CLOC-La Vía Campesina) realizaron el 26 de junio su sexta Asamblea, en el marco del 7º Congreso Continental de la CLOC en el Centro Integral de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP) en La Habana, Cuba.

Participaron mujeres del país anfitrión del congreso, de otros 18 países de América Latina y el Caribe, y también delegadx y aliadxs de La Vía Campesina de Asia, África, Europa y América del Norte.

Para abrir la asamblea de mujeres, Francisca “Pancha” Rodríguez de ANAMURI-Chile y Yanila Kuper de la Federación de Mujeres de Cuba hablaron sobre Coyuntura y desafíos políticos para la lucha de las mujeres del campo en América Latina y el Caribe.

Por la tarde, María Canil (CONAVIGUA-Guatemala), Iridiani Sibert (MMC-Brasil) y Juana Ferrer (CONAMUCA-República Dominicana) se refirieron a los Avances y desafíos en la construcción del Feminismo Campesino y Popular.

Hablamos con ellas sobre estos avances y desafíos, la importancia de reconocer el pensamiento y trabajo de nuestras ancestras y la necesidad de construir memoria feminista al interior de los movimientos.