¿Qué se espera en estas elecciones presidenciales en Perú? Entrevista con dirigente indigena

Este domingo 6 de junio es dia decisivo para Perú y Latinoamérica. Para conocer detalles de estas elecciones el compañero Víctor Raúl Maita Frisancho, actual presidente de la Confederación Nacional Agraria – CNA, miembro de la CLOC-Vía Campesina, nos compartió por medio de una entrevista con el equipo de comunicación de la CLOC-Vía Campesina que se espera de estas elecciones y porque son tan importantes.

¿Cuáles son las elecciones que se llevan en Perú?

Maita Frisancho: Las elecciones son las elecciones presidenciales, congresales y al parlamento Andino.

Se llevó la primera vuelta y ningún candidato llego al 50 % en primera vuelta y siempre en las elecciones presidenciales se llega a una segunda vuelta. Pasan a segunda vuelta los candidatos que tienen mayor votación, en este caso los candidatos que han tenido mayor votación ha sido Perú libre encabezado por Pedro Castillo y segundo lugar Keiko Fujimori con el partido Fuerza Popular.

Perú Libre ha pasado con 19 % y Fuerza Popular con 13%.

Los candidatos de la segunda vuelta Pedro Castillo (Perú Libre), Keiko Fujimori (Fuerza Popular) ¿Quiénes son? ¿A quién representan? ¿Cuál es su propuesta electoral?

Maita Frisancho: Fuerza Popular es de la derecha extrema, representada por Keiko Fujimori, Hija de Alberto Fujimori que fue presidente desde el 90´s al 2000s, en 1992 dio un golpe de estado y creó la constituyente donde se aprueba la actual constitución política que ha implantado el neoliberalismo.

Pedro Castillo es de la izquierda, un partido provinciano que ha nacido de las regiones, es de una izquierda provinciana no es de la izquierda aburguesada.

En Perú nos han clasificado hasta en cinco estratos socioeconómico: Clase A, B, C, D, y E.

Keiko Fujimori representa la Clase A y clase B y seguramente Clase C que es la clase media. El profesor Pedro Castillo tiene respaldo gran parte la clase media, y abiertamente apoyo de la clase D, de los agricultores, campesinos, obreros y  de la clase media los profesionales.

Keiko Fujimori va a mantener el estatus quo, el modelo económico, va a seguir defendiendo la constitución de su padre. Así también tiene propuestas populistas, va a duplicar los bonos, la pensión 65 que implementó Ollanta Humala, es una pensión para la gente pobre, personas mayores de 65 años que se encuentran en pobreza y extrema pobreza.  También va a duplicar un programa que se llama Juntos que es un programa para las madres, familias pobres y en extrema pobreza.

Con respecto a la Minería tenemos conflictos sociales, conflictos mineros en el corredor vía el sur, en Cajamarca y  Apurímac, en Cusco, está proponiendo que va a destinar el 40% del canon a las familias. No se entiende bien esta propuesta si los va a destinar a cada familia. Otra propuesta es que va a vacunar a todos los peruanos y creemos que esto es populismo.

Va a continuar el modelo económico con las importaciones y exportaciones de materias primas y productos de primera necesidad. Importamos papa, maíz, trigo, fruto de los tratados de libre comercio que ha afectado a los productores de nuestro país.

Una de las principales propuestas del Profesor Pedro es cambiar la constitución, va a convocar a referéndum y el pueblo va a decidir si quiere una nueva constitución o no. Y redactar una nueva constitución con la participación de todos los sectores y todos los segmentos. Esperamos que se dé porque la constitución que tenemos ahorita se realizó en un contexto de dictadura de Alberto Fujimori que dio golpe de estado.

Otra de las propuestas que nosotros hemos promovido es la reforma agraria, aumentar el presupuesto al sector agrario, mayor asistencia técnica, dotar de recurso hídricos, gestión integras de recursos hídricos construir mas represas, no deforestación. Buscar el desarrollo de la zona rural y buscar la soberanía alimentaria porque dependemos de otros países.

Otra propuesta del profesor es aumenta el 10% del presupuesto nacional y el 10% al presupuesto de salud.

Ambos tienen como propuesta combatir la pandemia.

¿Quién va arriba en las encuestas?

Maita Frisancho: Keiko Fujimori representa a los grandes poderes económicos. Existe una lucha de clase, la población está divida y hay una lucha entre ricos y pobres. La elite peruana a gobernado en estos 200 años. Fuerza Popular tiene el respaldo de los grupos de poder económico y las transnacionales. Apoyo de todos los medios de comunicación.

En la primera vuelta Pedro Castillo tenía un respaldo de 44% más o menos frente al 24% de Fuerza Popular de Keiko Fujimori. En estas elecciones han participado 21 partidos mayormente de la derecha que ahora respaldan a Fujimori.

Pedro Castillo cuenta con el respaldo del sector popular, lleno total de plazas y calles con un 80% de apoyo de la sierra, con 55% de la selva y otras zonas como la Amazonia.

¿El porcentaje de indecisos es grande?

Maita Frisancho: El porcentaje de indecisos es el 5% y en ellos está la decisión, pero no creemos en las encuestadoras. Las encuestadoras no ponían en primer lugar a Perú Libre, ni siquiera que iba a pasar a segunda vuelta.

¿Cuál ha sido la participación de las organizaciones populares principalmente de las organizaciones campesinas en estos comicios electorales?

Maita Frisancho: Desde hace años estamos pidiendo una nueva constitución política porque está diseñado para los grandes poderes económicos y no para los pequeños. En eso apoyamos al profesor Pedro Castillo como organización social, apoyamos al compañero por la segunda reforma agraria, viene de abajo como nosotros, es rondero como nosotros, es indígena como nosotros.

Ha habido discriminación, racismo, por su origen andino porque siempre ha habido rechazo por los pueblos originarios. En Perú existen 55 pueblos originarios y 48 lenguas. Existen 7 organizaciones indígenas entre ella la Confederación Nacional Agraria a la cual represento.

Pueden seguir cobertura y análisis de las elecciones este 06 de enero en las redes de la CLOC-Vía Campesina:

www.cloc-viacampesina.net
Facebook: cloc via campesina
Twitter: CLOC_LVC

Instagram: @clocviacampesina

Colombia: A un mes del inicio del Paro Nacional, demandamos el fin de la violencia estatal y la investigación internacional de los crímenes del Estado colombiano

(28 de mayo 2021) A cumplirse un mes del inicio del Paro Nacional contra el paquetazo neoliberal de mayor corte de derechos, privatizaciones y flexibilización laboral, los movimientos y organizaciones sociales abajo firmantes, nos solidarizamos con el pueblo de Colombia y demandamos el inmediato cese de la brutal violencia estatal y para estatal contra jóvenes, mujeres, campesinos/as, trabajadores/as, indígenas que se vienen manifestando incesantemente por sus derechos. 

La resistencia ininterrumpida ha cosechado algunos triunfos, pero no se detendrá hasta reverter la ofensiva ultraneoliberal del Gobierno. El pueblo colombiano no renunciará a la efectiva implementación del Acuerdo de paz, hoy en entredicho por las acciones del Gobierno orientadas a su desmonte, así como por el incumplimiento de la obligación estatal de protección de la vida de las y los líderes sociales, pilares de la construcción de paz en Colombia que hoy son masacrados por grupos armados ilegales, principalmente narcoparamilitares.

Puede ser una imagen de una o varias personas, personas de pie, multitud, al aire libre y texto que dice "M NARINO REDMI NOTE 9 AI QUAD CAMERA"

¡Ya Basta de Violación de Derechos Humanos!

Lxs abajo firmantes demandamos al Gobierno de Duque el cumplimiento de las obligaciones internacionales en materia de derechos humanos y el cese inmediato de la violencia estatal contra el pueblo colombiano. Más de 40 manifestantes han sido asesinados, hay centenas de desaparecidos, niñas y jóvenes abusadas sexualmente, ejecuciones sumarias y represión ultraviolenta. Exigimos que se investigue seria y eficazmente la acción de la fuerza pública, así como de los civiles que de forma violenta se han sumado a la represión, en particular contra los indígenas. 

Así como el pueblo colombiano, no confiamos en la palabra ni los argumentos de las autoridades del Gobierno de Iván Duque, por ello consideramos urgente y central la investigación internacional, que puede contar con la participación de delegadas/os de movimientos y organizaciones sociales y de derechos humanos. En este caso, nos sumamos al llamado de sindicatos, personalidades e instituciones que se han posicionado en favor de la participación de instituciones Internacionales de derechos humanos.

Exigimos al Gobierno de Iván Duque el cumplimiento de los compromisos adquiridos en el Acuerdo de Paz. La implementación de buena fe del Acuerdo es, no sólo una obligación del Estado reconocida internacionalmente, sino también la respuesta a varias de las demandas del pueblo movilizado: apertura democrática, inclusión política, democratización del acceso a tierra, desmonte del paramilitarismo, dignificación de las víctimas y construcción de la memoria histórica.  

Llamamos a la Unión Europea a comprometerse con el papel de acompañante internacional y su responsabilidad en la implementación del Acuerdo de Paz. Le instamos a cancelar el Tratado de Libre Comercio con Colombia debido a los incumplimientos de la normativa internacional en materia de derechos humanos. Lo mismo instamos a todos los gobiernos – entre ellos el de los Estado Unidos de Norteamérica (EEUU) y Corea del Sur. Es necesario abrir la discusión en torno a la pertinencia de los tratados de libre comercio, que benefician únicamente al gran capital en perjuicio de las economías locales, campesinas, garantías laborales y que contribuye a la profundización de la pobreza.

Puede ser una imagen de una o varias personas, personas de pie y carretera

Tambien urge el congelamiento inmediato de la venta de armas a Colombia. Instamos a los países correspondientes detener la venta de todo tipo de armamento, municiones y equipos utilizados por la Fuerza Pública colombiana para reprimir y agredir manifestantes. 

En el marco de la tercera ola de la pandemia que azota a Colombia, es vital detener inmediatamente las medidas de desprotección propuestas en el paquete de reformas e iniciar un proceso urgente de negociación nacional para la atención de las necesidades del pueblo en materia de salud, alimentación y derechos básicos, que garanticen condiciones de vida sobre todo a los y las más castigadas por la pandemia. 

Está demostrado que más ajuste y desregulación sólo profundizan la crisis social y que, aún más en situaciones como la actual, el papel del Estado como garante de derechos y no como agente represor es fundamental para la vida de las personas.

¡Por el fin de la violencia estatal y para estatal, el fin del paquete de reformas neoliberales, y por la paz, verdad, justicia y reparación para el pueblo colombiano!

¡Implementación de los Acuerdos de Paz Ya!

¡Cancelación de todos los TLCs con Colombia!

¡Cese de ventas de armas al Estado Colombiano!

 “Haga clic aquí para añadir la firma de su organización”

La Via Campesina

Amigos de la Tierra Internacional

Campaña Global para reivindicar la Soberanía de los Pueblos, Desmantelar el Poder Corporativo y Poner Fin a la Impunidad

Transnational Institute (TNI)

Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC-LVC)

Coordinadora Europea Vía Campesina (ECVC)

Amigos de la Tiera América Latina y el Caribe (ATALC)

CENSAT Agua Viva – Amigos de la Tierra Colombia

Amigos de la Tierra Brasil

Boletín Tierra mayo 2021

Desde la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo – CLOC-Vía Campesina te compartimos la edición de recopilacion de acciones del 17 de abril 2021 en nuestra revista digital Boletín Tierra.

En esta edición mayo 2021 compartimos las acciones de las organizaciones miembros y aliados de CLOC-LVC en este 17 de Abril, Día Internacional de las Luchas Campesinas, conmemorado como un momento para reflexionar sobre nuestra visión de la Soberanía Alimentaria, y fortalecer aún más nuestra solidaridad contra la criminalización creciente de nuestras luchas, y el asesinato del campesinado, pueblos indígenas y de aquellxs que luchan por los derechos de sus comunidades, por la dignidad y la equidad a nivel mundial. Mientras unimos nuestras manos en solidaridad, exigimos el pleno respeto de nuestros derechos y el fin de la impunidad, la criminalización y los asesinatos, estamos atentos al difícil contexto social y económico al que se enfrentan muchos campesinxs y pueblos del mundo.

Leer el Boletín completo aquí

La semilla de la dignidad germina abonada con la lucha popular

Los campesinos y campesinas organizadas en el Coordinador Nacional Agrario -CNA- saludamos al pueblo colombiano que en lucha por la vida y la dignidad ha sufrido la arremetida de este perverso gobierno. En especial rodeamos a las familias de quienes han sido asesinados, heridos, golpeados o ultrajados por los miembros de los cuerpos se seguridad del régimen.

El Coordinador Nacional Agrario ha estado en continua movilización, reforzando las acciones desde el llamado a Paro Nacional que hicimos las organizaciones sociales, las bases sindicales, indígenas, campesinas, juveniles y los trabajadores y trabajadoras del país en general. Los campesinos y campesinas del CNA arrancamos movilizaciones el 26 de abril en Antioquia y el 28 nos sumamos en Meta, Casanare, Nariño, Cauca, Arauca, Tolima, Norte de Santander, Huila, Cesar, Boyacá, Santander, Valle del Cauca, Putumayo, Bolívar y Magdalena, por medio de marchas, plantones, cierres de carretera, cacerolazos y demás actividades convocadas.

La actitud de gobierno nacional y de gobiernos locales ha estado en función de dar un tratamiento de guerra a las movilizaciones, reprimir, atacar y golpear a las personas movilizadas. Al mal gobierno le decimos que la lucha es por la vida, que no nos callarán y que vamos a fortalecer las movilizaciones.

En este PARO NACIONAL desde el campo colombiano seguimos en pie de lucha y cerramos filas en torno al clamor del pueblo colombiano: QUE CAIGA EL MAL GOBIERNO como exigencia central de la lucha. La derecha como política y el Centro Democrático como partido de gobierno de Iván Duque son los responsables de la miseria, el hambre, la pobreza, la represión, los crímenes de Estado y el desempleo en el país.

En esta coyuntura seguimos levantando las banderas de la lucha agraria y exigimos urgentemente:

  • La reforma agraria integral como avance para garantizar la soberanía alimentaria.
  • El desmonte del paramilitarismo como política de Estado y la desmilitarización de los territorios.
  • Renegociación urgente de los tratados de libre comercio que afectan al campesinado y al pueblo colombiano.

Convocamos a las más de 50 organizaciones campesinas que hacemos parte del CNA en los 22 departamentos del país a fortalecer los escenarios de movilización, siendo más contundentes en la lucha.

Llamamos al pueblo colombiano a fortalecer la lucha en los campos y ciudades, a    aguantar y apretar a este mal gobierno genocida hasta que caiga, a llenar los campos y   ciudades con muestras de dignidad y lucha popular.

Cuenten con el campesinado para la lucha, para la vida, para la dignidad.

#ElCampoSeRespeta

Por la defensa y recuperación del campo colombiano, vida digna y soberanía popular

Solidaridad con el Pueblo y Paro Nacional en Colombia

Comunicado

La Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo CLOC-Vía Campesina, condena la violencia y represión  ejercida por el gobierno de ultra derecha de Iván Duque contra líderes, lideresas, campesinos, campesinas, pueblo obrero y movimientos de lucha en defensa de los derechos humanos, en defensa de la imposición de una reforma tributaria que exprime al pobre y exime al más rico promoviendo aún más la desigualdad social.

Denunciamos los brutales asesinatos contra manifestantes del Paro Nacional que en su pleno derecho alzan la voz contra la política inoperante de Duque, el mal manejo de la pandemia y los asesinatos perpetuados por la policía y el ejército.

Nos solidarizamos con el pueblo y las familias de las más que 19 personas fallecidas, los 800 heridos resultados del atroz abuso policial. Así mismo hacemos un llamado de solidaridad internacional, a unir esfuerzo por el cese de la violencia contra los manifestantes, la no criminalización de la protesta, el uso excesivo de la fuerza policial contra el pueblo y la desmilitarización de las calles de Bogotá y otras ciudades.

Como Pueblos Solidarios, Pueblos Soberanos acompañamos al pueblo colombiano en su derecho por luchar por la vida, contra el neoliberalismo y el capitalismo salvaje. Hacemos un llamado a la comunidad internacional se pronuncie contra tal brutales acontecimiento y condene la violencia de derechos humanos por un estado terrorista paramilitar como el de Iván Duque.

Acompañamos a las lideresas campesinas, líderes campesinos y comunitarios a seguir en pro de la lucha por la vida, por la justicia social, por la soberanía, por la verdadera paz y la verdadera democracia.

Globalicemos la lucha; Globalicemos la esperanza

4 de abril de 2021

Secretaria Operativa CLOC-LVC

Managua, Nicaragua

Soberanía Alimentaria y Solidaridad: Un momento histórico para avanzar en nuestras Luchas Campesinas – #17Abril2021

Declaración de  La Vía Campesina – Día Internacional de las Luchas Campesinas

(Harare, 15 de Abril de 2021) Este 17 de Abril, Día Internacional de las Luchas Campesinas, es un momento para reflexionar sobre nuestra visión de la Soberanía Alimentaria, y fortalecer aún más nuestra solidaridad contra la criminalización creciente de nuestras luchas, y el asesinato del campesinado, pueblos indígenas y de aquellxs que luchan por los derechos de sus comunidades, por la dignidad y la equidad a nivel mundial. Mientras unimos nuestras manos en solidaridad, exigimos el pleno respeto de nuestros derechos y el fin de la impunidad, la criminalización y los asesinatos, estamos atentos al difícil contexto social y económico al que se enfrentan muchos campesinxs y pueblos del mundo.

En primer lugar, la pandemia del COVID19, una crisis sanitaria que comenzó en 2020, ha provocado más de dos millones de muertes en todo el mundo. Las medidas para mitigar y detener la propagación de la pandemia han provocado una profunda crisis social con graves retrocesos en los derechos de lxs trabajadorxs, el desempleo, la corrupción, la miseria, el hambre y la violencia. Esta crisis sanitaria que se produce junto con la crisis climática imperante no hace más que empeorar la condición social y económica de las masas.

En segundo lugar, los grupos de presión en torno a la agroindustria y a las empresas incrementaron sus esfuerzos para capturar los espacios de gobernanza democrática mundial. Citando el empeoramiento del hambre, algunos pidieron a los gobiernos que levantaran la prohibición del uso de los OGM. Mientras, algunas grandes empresas, amparándose en la pandemia, trabajaron con las autoridades para flexibilizar leyes que protegen los bienes naturales. Fuimos testigxs de los intentos deliberados de cerrar la participación de la sociedad civil en los procesos de elaboración de políticas mundiales y en los espacios de la ONU. La virtualización de las reuniones del Consejo de Derechos Humanos y otros eventos supuso una participación limitada de lxs campesinxs y de las comunidades indígenas.

En tercer lugar, el actual reajuste de las fuerzas y de actores geopolíticos, que se manifiesta en el aumento de las tensiones entre los países económicamente avanzados (Estados Unidos/UE frente a China y Rusia, etc.), el aumento de la militarización en curso, junto con el reparto de los mercados mundiales entre estos grandes países, y la reintroducción de aranceles comerciales para evitar la competencia extranjera entre los aliados (Estados Unidos frente a la UE), son señales de un sistema capitalista en decadencia. La competencia por las fuentes de materias primas, en particular los minerales escasos, y el reparto de los mercados mundiales es la causa inevitable de conflictos armados y guerras devastadoras. Esto ha agravado la crisis migratoria en África, Oriente Medio, América Latina y del Norte, y Europa.

Las múltiples crisis a las que se enfrenta el mundo no son nuevas, sino un momento político para avanzar en la agenda de la Soberanía Alimentaria

Las crisis alimentaria, climática, medioambiental, económica, democrática y sanitaria que culminaron con la pandemia de COVID-19 muestran claramente a toda la humanidad que es vital una transformación del actual modelo agrícola y alimentario. Cada crisis, ya sea la pandemia de COVID-19 o la escasez de alimentos, nos ha mostrado la importancia y la resistencia de los sistemas alimentarios locales que el neoliberalismo sigue erosionando y explotando.

Desde nuestro nacimiento en 1993, como La Vía Campesina hemos estado desarrollando y promoviendo la Soberanía Alimentaria como alternativa a las relaciones de producción capitalistas dominantes, especialmente en la agricultura. En estos veintiocho años, la Soberanía Alimentaria ha ganado más terreno entre los movimientos sociales, las organizaciones de la sociedad civil y otros.

Así, para nosotrxs, la Soberanía Alimentaria y la agroecología campesina siguen triunfando en cada crisis como soluciones para fortalecer los sistemas alimentarios localizados, críticos en la lucha contra el hambre y el enfriamiento del planeta, preservar la biodiversidad y respetar los derechos de lxs campesinxs y lxs trabajadores. Además, la Soberanía Alimentaria promueve la solidaridad, un aspecto clave de la humanidad -y no el individualismo promovido por el capitalismo- que ha fortalecido nuestra voluntad colectiva de sobrevivir. ¡Lo más importante son las personas y no los beneficios! Ahora es el momento de transformar y construir una sociedad mejor.

La Declaración de la ONU sobre los Derechos  Campesinos es nuestra principal herramienta política para fortalecer la Lucha Campesina Mundial

Como  La Vía Campesina creemos que ha llegado el momento de que los gobiernos formulen e implementen urgentemente las políticas públicas radicales para brindar alivio, dignidad , justicia y equidad a miles de millones de personas cuya supervivencia depende de un hilo muy fino. Sin cambios radicales en las políticas públicas, la desesperación aumentará, al igual que los resultados imprevistos, por ejemplo, el reciente ascenso de la extrema derecha, el fascismo y otras formas de nacionalismo regresivo. La Soberanía Alimentaria sigue siendo la única solución coherente, una solución que beneficia tanto a las familias rurales como a lxs consumidores, en nuestros países.

13 june – fieldvisit to Sukabumi, West Java.

Después de tanta lucha y organización durante los últimos 28 años en los que se han generado propuestas, hemos acumulado experiencias y hemos construido alianzas, tenemos una oportunidad histórica de lograr buenas políticas con el apoyo de algunos gobiernos progresistas, de los relatores especiales de la ONU por el Derecho a la Alimentación, de los procesos del CSA-MSC, utilizando la Declaración de la ONU sobre los derechos campesinos y otras personas que trabajan en las zonas rurales (UNDROP). ¡Es una oportunidad que no podemos dejar pasar!

 Ni siquiera los actuales intentos de la iniciativa del Foro Económico Mundial de organizar y secuestrar la Cumbre de los Sistemas Alimentarios de la ONU pueden obstaculizar nuestro avance. Los campesinxs y los pueblos organizados, y  su participación activa en la elaboración de las políticas alimentarias conducen a una solución duradera –  políticas públicas basadas en la Soberanía Alimentaria. Nos unimos como campesinxs para luchar y resistir a las empresas transnacionales, al agronegocio, a los grandes terratenientes y al imperialismo.

Para ello, trabajaremos con los gobiernos progresistas y con los movimientos y organizaciones rurales y urbanas aliadas para monitorear y asegurar la correcta implementación de las políticas públicas. Reafirmamos que la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Campesinos y Otras Personas que Trabajan en las Zonas Rurales (UNDROP) debe ser una herramienta para la promoción mundial de los programas de Reforma Agraria que se necesitan urgentemente, como componentes esenciales de las políticas públicas que los países deben aplicar en sus respectivos territorios para lograr condiciones de vida y de trabajo decentes en las zonas rurales.

Para aprovechar el momento político y recuperar el control sobre la alimentación, La Vía Campesina, junto con nuestros  aliados, exige a los gobiernos a definir y afinar las propuestas de políticas públicas para lograr la Soberanía Alimentaria en todos los niveles. Esto significa la recuperación de la capacidad productiva nacional, arraigada en el sector de la agricultura campesina y familiar, a través de presupuestos del sector público, precios garantizados, créditos y otras formas de apoyo, incluyendo el apoyo a la comercialización directa entre productores y consumidores, y una verdadera Reforma Agraria Popular.  Demandamos  programas de Reforma Agraria Popular que fortalezcan la Agricultura Campesina y familiar, los sistemas alimentarios y agropecuarios que respondan a las necesidades urbanas y rurales, y que mejoren los sistemas de investigación y de asistencia técnica basándose esta vez en los principios del modelo “de campesino a campesino”.

Como La Vía Campesina también luchamos para que la salud sea reconocida como un Derecho Humano, especialmente, en la pandemia mundial del COVID-19. Exigimos el derecho a la vacuna pública y gratuita para todos los pueblos, tal como se define en el artículo 23 de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos Campesinos (UNDROP), incluyendo los procesos de prevención, vacunación y tratamiento a largo plazo. Las vacunas no deben ser patentadas ni deben quedar bajo el control y el beneficio de las grandes empresas transnacionales. Si se patentan, permiten que el mercado siga mercantilizando la vida.

Todas las sociedades  deben tener acceso a la información y poder evaluar los tratamientos ofrecidos. Afirmamos que el cuidado de la salud debe comenzar con una dieta saludable y sostenible que fortalezca el sistema inmunológico, como propone la Soberanía Alimentaria, una forma de cuidar el bienestar de las personas y del medio ambiente.

¡El momento de transformación es  ahora! #EsTiempoDeTransformar

Es inaceptable que en el siglo XXI cientos de millones de personas pasen hambre cuando hay alimentos suficientes para todxs; las desigualdades y las violaciones de los derechos humanos se agravan; la criminalización, la represión brutal y el autoritarismo aumentan a nivel mundial.

Este #17Abril2021 decimos: “¡La lucha por la dignidad, por la salud, por las políticas públicas basadas en la Soberanía Alimentaria y por la protección de nuestras comunidades y bienes naturales no es un crimen sino nuestros derechos!

Los Estados no deben criminalizar nuestras luchas ni dejarnos matar por ellos. Los Estados deben proteger nuestros derechos y no violentarnos. ¡Los estados no deben criminalizar nuestras luchas ni violar nuestros derechos! ¡Tampoco deben matarnos! Su deber es proteger nuestros derechos. Nos solidarizamos con todos los pueblos que luchan por sus derechos en todos los rincones del mundo.

Con la Soberanía Alimentaria y la solidaridad, podemos alcanzar la justicia social y la dignidad para todxs.

¡Alimentamos los pueblos y construimos la Soberanía Alimentaria!

¡Globalicemos la lucha, globalicemos la esperanza!

Hashtags: #17Abril2021 #NoyHayFuturoSinSoberaníaAlimentaria #SoberaníaAlimentaria #DerechosCampesinosYA #EsTiempoDeTransformar #QuédateEnCasaNoEnSilencio

VOZ CAMPESINA 75 – ¡ALIMENTAMOS LOS PUEBLOS Y CONSTRUIMOS SOBERANÍA ALIMENTARIA!

Especial del 17 de Abril – Día Internacional de las Luchas Campesinas. Compartimos análisis y experiencias latinoamericanas.

Este 17 de abril se cumplen 25 años de la masacre en el municipio Eldorado dos Carajás (Pará, Brasil). Ese día fueron asesinados 19 de 1500 campesinos y campesinas del Movimiento Sin Tierra (MST) que se movilizaban para reivindicar la reforma agraria y exigir la expropiación de tierras para la producción campesina. La masacre estuvo en manos de policías que se habían infiltrado en la marcha; sólo dos de 144 policías fueron condenados, pero permanecen en libertad, y ningún responsable político -como el gobernador que ordenó la represión- fue juzgado. Desde 1997, La Vía Campesina (LVC) toma esta fecha para reivindicar las luchas campesinas en todo el mundo.

A la vez, también en el año 1996, el concepto de Soberanía Alimentaria era acuñado por LVC y comenzaba a ganar terreno en diversos espacios de discusión y negociación de sistemas alimentarios, como la Cumbre Mundial de la Alimentación de ese año. Un cuarto de siglo después reflexionamos en este programa qué avances ha habido en el ejercicio de la soberanía alimentaria, qué falta y qué desafíos se proyectan para los próximos 25 años de lucha.

“La Soberanía Alimentaria es el derecho de las personas a producir de forma autónoma alimentos sanos, nutritivos, climáticos y culturalmente apropiados, utilizando recursos locales y a través de medios agroecológicos, principalmente para atender las necesidades alimentarias locales de sus comunidades. La Soberanía Alimentaria es necesaria incluso para garantizar la seguridad alimentaria y la sostenibilidad en el planeta”, La Vía Campesina, Llamado a la acción ¡Alimentamos los pueblos y construimos Soberanía Alimentaria!

Participan en esta edición: Perla Álvarez de la Comisión Política de la CLOC-Vía Campesina, miembro de la Organización de Mujeres Trabajadoras Rurales e Indígenas (CONAMURI) de Paraguay; Eddy Samuel Ciprian Ramírez de la Asociación de Jóvenes Emprendedores Sembrando para el Futuro (ASOJESF) de República Dominicana; desde el Estado Español, Sonia Vidal del Comité de Coordinación de la Coordinadora Europea de la Vía Campesina Internacional y desde Uruguay, Martín Drago, coordinador del programa de Soberanía Alimentaria de Amigos de la Tierra Internacional.

También contamos con testimonios desde Brasil, Venezuela, Honduras y Chile: Tairi Felipe del Movimiento de Pequeños Agricultores (MPA) de Brasil, sobre la lucha contra el agronegocio desde la agricultura familiar; Laura Lorenzo del Plan Pueblo a Pueblo en Venezuela cuenta la experiencia de esta articulación en su lucha por soberanía alimentaria desde la producción agroecológica y su distribución con comercialización justa; Rosalinda Mateo del Consejo para el Desarrollo Integral de la Mujer Campesina (CODIMCA) sobre el acceso a la tierra de las mujeres en Honduras y la criminalización de campesinas en ese país.

En el cierre del Voz Campesina, Alejandra Pérez de Autoorganización de Resistencia y Recuperación Popular (ARRP) cuenta la experiencia de la huerta urbana que llevan adelante en el barrio La Bandera, de Santiago de Chile, asesoradas por integrantes de ANAMURI. Esta experiencia es parte de la campaña solidaria «Ruralicemos la ciudad: Semillas migran del campo a la ciudad» para las huertas agroecológicas urbanas comunitarias de sectores populares en la capital chilena. Para saber más ingresa en este grupo de Facebook.

A todas y todos quienes llevan hoy estas luchas por el acceso a la tierra, la defensa de los territorios, de la biodiversidad y del derecho a la alimentación, les dedicamos este programa de Voz Campesina.

Como estableció la Declaración de Nyéléni en 2007: las campesinas y los campesinos «somos capaces y tenemos la voluntad de alimentar a todos los pueblos del mundo». Esta declaración establece que la Soberanía Alimentaria es: un derecho de los pueblos a alimentos nutritivos y a decidir sobre su sistema alimentario y supone nuevas relaciones, libres de opresión y de desigualdad; pone a los productores locales en el centro garantizando que el acceso a la tierra, a los territorios, al agua, a la biodiversidad, estén en manos de quienes producen alimentos sanos y es una estrategia para resistir y desmantelar el libre comercio y las corporaciones, y para fomentar los mercados locales, comercialmente justos, con sostenibilidad ambiental.

En la actualidad, una de las advertencias que hizo Sonia Vidal fue la necesidad de estar atentxs a la cooptación de términos como Soberanía Alimentaria por parte de corporaciones u organismos internacionales, que lo vacían o le cambian el sentido. Ante eso recordó que la soberanía alimentaria se ejerce desde los pueblos con agroecología.

Tanto Sonia como Martín Drago desarrollaron críticas hacia la próxima Cumbre de Sistemas Alimentarios que llevará a cabo la Organización de Naciones Unidas (ONU) en septiembre. Siguiendo la denuncia del Mecanismo de la Sociedad Civil y Pueblos Indígenas (MSC) -del que La Vía Campesina y Amigos de la Tierra Internacional son parte-, Drago describió la «captura corporativa» que está haciendo el lobby empresarial de la agroindustria en la organización de la Cumbre, una «injerencia absolutamente indebida, que consolida el avance de las empresas transnacionales sobre el sistema de Naciones Unidas».

«La captura corporativa de la Cumbre de Sistemas Alimentarios de ONU llega en un momento de exacerbación de la crisis sistémica, de la crisis que el capital genera en los pueblos, sumada a la crisis de la COVID-19 -dijo el integrante de Amigos de la Tierra Internacional-. Urge la necesidad de entender que: o cambiamos esto o el planeta se nos va de las manos. Las empresas asumen esa necesidad pero para seguir teniendo, o incrementando, sus beneficios a partir de esa transformación; una transformación que tenga un sello o maquillaje ‘verde’, pero que sigue provocando los mismos impactos sociales y económicos». Si bien la cumbre no es vinculante en el diseño de políticas públicas, las narrativas que allí se manejen influyen en las decisiones gubernamentales sobre qué sistemas alimentarios se necesitan, donde las transnacionales ganarían más poder.

Ante este escenario, las y los entrevistadxs destacaron en Voz Campesina la necesidad de fortalecer las alianzas en el movimiento de soberanía alimentaria y agroecología a nivel mundial. A partir de la experiencia de República Dominicana, en la que Eddy Ciprian Ramírez describió las alianzas del movimiento campesino con trabajadores urbanos y estudiantes, Perla Álvarez reflexionó: «Estos 25 años de lucha por la soberanía alimentaria nos han dado lecciones extraordinarias. Hemos aprendido que necesitamos unirnos. Las alianzas nos dan una fuerza extraordinaria para avanzar en la conquista de derechos desde los sectores campesinos e indígenas«.

La referente de CONAMURI dijo que no pude seguir pasando que «quienes más producen alimento sean los que sufren más hambre» y remarcó la necesidad de tener a la reforma agraria como horizonte, de la mano con el fortalecimiento de la alianza entre el campo y la ciudad:

«Para que podamos tener Soberanía Alimentaria necesitamos Reforma Agraria. Y esa reforma agraria tiene su correlato con una reforma urbana necesaria: poder tener el derecho al suelo en la ciudad y a alimentarse sanamente, sabiendo quién produce y cómo se produce» – Perla Álvarez (CONAMURI)

Conducción y producción: Karla Oporta y Azul Cordo

Voz Campesina 75

Producción y edición de testimonios: Mharyha Morales (ANMCLA, Venezuela), Yenny Arcos (Comunicaciones ANAMURI) y Manuela Sarmiento (CODIMCA, Honduras). 5ta Escuela de Comunicación Continental de la CLOC-VC.

Edición: Azul Cordo y Edgardo Mattioli

(CC) 2021 Radio Mundo Real

A 25 años de la construcción de Soberanía Alimentaria el Campesinado dice ¡No! A las transnacionales

El movimiento campesino de la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo – CLOC-Vía Campesina, y La Vía Campesina Internacional lanzó su visión política de la “Soberanía Alimentaria” hace 25 años. Este concepto fue desarrollado principalmente desde el enfoque de las y los campesinos, pequeños y medianos productores, mujeres rurales, comunidades indígenas, trabajadores agrícolas emigrantes, jóvenes y jornaleros sin tierra. En abril de 1996 durante la segunda Conferencia Internacional de La Vía Campesina, organizada en Tlaxcala (México) apareció por primera vez el término de Soberanía Alimentaria, y fue llevado al debate público en la Cumbre de Alimentación de la FAO el mismo año.

La Soberanía Alimentaria ‘Es el derecho de los pueblos y las comunidades a definir sus propias políticas agrarias, pecuarias, laborales, de pesca y de la alimentación, que sean ecológica, social, laboral y culturalmente apropiadas.’ Es el desarrollo de un modelo de producción sustentable a pequeña escala en beneficio de las comunidades y el medioambiente. La Soberanía Alimentaria da prioridad a la producción y al consumo local de alimentos, incluyendo la lucha por la tierra y la reforma agraria genuina que asegura que los derechos de uso y gestión de nuestra tierra, territorio, agua, semilla, la biodiversidad estén en las manos de aquellos que producimos los alimentos y no del agronegocio.

Esto en reacción a las políticas neoliberales que implican la pérdida de los derechos relacionados a la tierra y el territorio, los océanos y la producción a pequeña escala asociada a la alimentación. Siendo el detonante para la acción la firma de los gobiernos de América del Norte el tratado de libre comercio entre Estados Unidos, México y Canadá (NAFTA). Este acuerdo comercial dio un giro a la agricultura, colocándola en el centro de la discusión ya que rompía con la agricultura tradicional, y las trasnacionales se aprovecharon de producir y comercializar los alimentos, la soberanía alimentaria buscó una salida para garantizar a la agricultura campesina el consumo responsable y el acceso a alimentos sanos, saludables dándole prioridad al mercado local para resolver el problema del hambre en Latinoamérica y el Caribe.

Más que un concepto, la Soberanía Alimentaria es un modelo de vida y ha sido uno de los grandes aportes de la CLOC y La Vía Campesina, porque superó la concepción de la seguridad alimentaria, y se convirtió en el choque de dos modelos, el de la agricultura campesina versus el agronegocio. La Soberanía Alimentaria es una realidad que descansa sobre la tierra, agua, territorio, mercados campesinos y moviliza a los gobiernos a su aplicación a través de las políticas públicas y la garantía del buen vivir del campesinado.

¡Soberanía Alimentaria para los pueblos! es una demanda a los gobiernos a que prioricen la producción agrícola local y el reconocimiento de los derechos de las\os campesinas\os que desempeñan un papel esencial en la producción agrícola que garantiza la alimentación. Se suma  a la soberanía alimentaria el enfoque de la producción agroecológica campesina e indígena como base de la agricultura y su papel en respuesta a la crisis climática.

A lo largo de estos años hemos logrado que la Soberanía Alimentaria esté incorporada en las agendas de algunos gobiernos como es el caso de Nicaragua, Ecuador, Venezuela, Bolivia y otros países de Asia como Nepal. Soberanía Alimentaria es ya un concepto que usan algunos funcionarios de la FAO, como se manifestó en el marco del Año de la Agricultura Familiar y el Decenio de la misma, y que está reconocido al nivel international a través de la Declaración de Derechos Campesinos.

A 25 años construyendo Soberanía Alimentaria, y en conmemoración de este #17Abril2021 Día Internacional de las Luchas Campesinas, levantamos nuestra bandera por el campesinado como sujeto social y su papel fundamental en la producción agroecológica campesina e indígena de alimentos.

Unimos nuestras voces en América Latina y El Caribe para manifestar nuestro rechazo profundo al modelo de agricultura industrial con sus transnacionales que invaden, destruyen nuestros territorios, asesinan a líderes y lideresas, y crean sistemas agroalimentarios deplorables e insostenibles para la vida del campesinado y los pueblos originarios.

En este contexto, traemos a memoria la Masacre de Eldorado dos Carajás en donde 21 camaradas del Movimiento Sin Tierra – MST en su lucha por la tierra fueron asesinados por la Policía Militar del Gobierno Brasilero.

Este #17Abril2021, hacemos el llamado a todas nuestras organizaciones de la CLOC-Vía Campesina y aliados a encender las velas de la esperanza y por la justicia, y en esta jornada de acción compartir sus luchas locales, nacionales e regionales por la Soberanía Alimentaria para visibilizar nuestro campo y nuestro campesinado en Nuestra América y en todo el mundo.

¡Alimentamos nuestros pueblos y construimos Soberanía Alimentaria!

“Desde los territorios, unidad, lucha y resistencia por el socialismo y la Soberanía de los Pueblos”

#17Abril2021 #NoHayFuturoSinSoberaníaAlimentaria #DerechosCampesinosYA #EsTiempoDeTransformar #QuédateEnCasaNoEnSilencio

12 abril 2021

CLOC-Vía Campesina

Secretaría Operativa Continental

Elecciones Ecuador 2021, Segunda Vuelta

-Ecuador: El desafío electoral en clave nuestroamerica

Panel Irene León, Ricardo Patiño, Orlando Pérez, Marco Teruggi
Modera Paula Klachko

Organiza REDH Argentina- Movimiento Cultural Acercándonos

Seguilo por

#EcuadorDecide2021 Tres dirigentes de primera línea de las principales confederaciones indígenas del Ecuador, nos…

Publicado por ARGMedios en Domingo, 11 de abril de 2021

#17Abril2021 – ¡Veinticinco años de Luchas Campesinas para hacer realidad la Soberanía Alimentaria!

Llamado de Acción Global – La Vía Campesina – 17 de Abril 2021 – Día Internacional de las Luchas Campesinas

(Harare, 26 de Marzo de 2021) En la Cumbre Mundial de la Alimentación de 1996, La Vía Campesina, planteó su propuesta de “Soberanía Alimentaria” para oponerse al destructivo modelo industrial capitalista que sigue causando hambre, desigualdad y crisis climática. La Soberanía Alimentaria es el derecho de las personas a producir de forma autónoma alimentos sanos, nutritivos, climáticos y culturalmente apropiados, utilizando recursos locales y a través de medios agroecológicos, principalmente para atender las necesidades alimentarias locales de sus comunidadesLa Soberanía Alimentaria es necesaria incluso para garantizar la seguridad alimentaria y la sostenibilidad en el planeta.

Desde su lanzamiento hace 25 años en Roma, la Soberanía Alimentaria ha tenido implicaciones de gran alcance en las políticas públicas, recogidas por muchas organizaciones e instituciones como los organismos de las Naciones Unidas : la Organización para la alimentación y agricultura (FAO), el Fondo internacional para el desarrollo de la agricultura (FIDA), el Consejo de los derechos Humanos (CDH), etc.. Algunos gobiernos como el de Ecuador, Venezuela, Nicaragua, Mali, Bolivia, Nepal, Senegal, etc. la han incluido en sus políticas y algunos en sus constituciones. La adopción de la Declaración de los Derechos Campesinos por parte de la Asamblea General de la ONU en 2018 y el reconocimiento de la Agroecología por la FAO en 2015, son testimonio de un mayor reconocimiento y aceptación del derecho a la Soberanía Alimentaria de los pueblos del mundo por parte de unas instituciones multilaterales y de unos gobiernos.

A pesar de estos logros, las corporaciones intentan incansablemente paralizar y hacer retroceder el afianzamiento de la Soberanía Alimentaria y la Agroecología en las políticas públicas, en varios espacios de las Naciones Unidas, como por ejemplo el Consejo de los Derechos Humanos, el Comité para la Seguridad Alimentaria Mundial, la FAO. El reciente intento de la Cumbre de Sistemas Alimentarios de la ONU, es un claro ejemplo de que la captura corporativa está en marcha, utilizando la pandemia del COVID-19 y el aumento de la inseguridad alimentaria para impulsar sus intereses lucrativos. Desde La Vía Campesina  creemos que, por el contrario, la actual pandemia de la COVID-19 ha demostrado la importancia y la capacidad de resiliencia de los sistemas alimentarios locales, que han evitado que muchas personas pasen hambre. Por ello, seguimos impulsando una estrategia de transformación radical hacia un sistema alimentario justo para todxs, que reconozca las necesidades de los pueblos, otorgue dignidad y respete la naturaleza, y ponga a las personas por encima de los beneficios, y se resista a la captura corporativa.

Este año 2021, celebramos los 25 años de construcción de la Soberanía Alimentaria y es una oportunidad mayor para dar visibilidad a las iniciativas que ya hemos conseguido,  y al mismo tiempo es la hora de duplicar nuestros esfuerzos colectivos para concretar  la Soberanía Alimentaria en los próximos 25 años.

Hagamos de este aniversario de los 25 años de Luchas Campesinas en defensa de la Soberanía Alimentaria un momento fuerte de solidaridad y de construcción de lo que entendemos por Soberanía Alimentaria y por qué creemos que es más acertada y relevante que nunca. Queremos mostrar todas las dimensiones de la Soberanía Alimentaria como alternativa a sistema alimentario capitalista.

Como La Via Campesina, vamos a hacer de #2021 una “Jornada Mundial por la Soberanía Alimentaria” en el marco de nuestras fechas claves de movilización- el 17 de Abril – Día Internacional de las Luchas Campesinas[1], el 16 de Octubre  – Día de Acción Global  por la Soberanía Alimentaria de los Pueblos y contra las transnacionales -, el 25 de Noviembre – Día Mundial por la eliminación de la violencia contra las mujeres – y el 3 de Diciembre – Día de Lucha contra los Agrotóxicos y por la vida.

Este #17Abril2021 llamamos a cada organización miembro de La Vía Campesina, aliadxs y amigxs a que destacen las distintas dimensiones de la Soberanía Alimentaria que tenga aplique a su contexto, realidad local y territorial.

  • Organicen acciones, cuidando de la vida,  por los derechos de lxs campesinxs y de los trabajadorxs migrantes, por las semillas campesinas, por  los alimentos locales, la agroecología, las políticas públicas para la Soberanía Alimentaria.
  •  También pueden hacer acciones simbólicas de solidaridad, proyecciones de películas, debates públicos, mercados campesinas, ollas populares al aire libre,  donación de alimentos sanos en las ciudades, en las comunidades,  donación de sangre. ¡Todas sus ideas son bienvenidas!

Asimismo, este #17Abril2021 llamamos a las acciones de solidaridad concreta con todos los pueblos oprimidos del mundo. En 2021, la represión de las luchas campesinas y ciudadanas han aumentado de forma alarmante. En muchos países del mundo, la lista de líderxs de movimientos sociales amenazados, asesinadxs o encarceladxs crece inexorablemente. En memoria de lxs Campesinxs Sin Tierras asesinados el 17 de Abril de 1996, y en solidaridad con todxs lxs pueblos que hoy sufren represión violenta por sus luchas, llamamos a encender las velas de la esperanza y por justicia.

¡Movilicémonos en la semana de este #17Abril2021 , y mostremos al mundo que la solidaridad es nuestra fuerza!

Envíanos tus declaraciones, artículos,  fotos, vídeos, y afiches a lvcweb@viacampesina.org, Registraremos todas las acciones para  dar vida y visibilidad a esta gran construcción colectiva  de la Soberanía Alimentaria.


¡Los crímenes y la violencia contra lxs que luchan por la Soberanía Alimentaria deben parar!

¡Alimentamos los pueblos y construimos Soberanía Alimentaria!

¡Síguenos en redes sociales!

#17Abril2021 #SoberaníaAlimentariaEsFuturo #DerechosCampesinosYA #EsTiempoDeTransformar #QuédateEnCasaNoEnSilencio